También en directo
Ahora en vídeo

Política

  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado

El 155 cumple cien días en Cataluña

Un manifestante independentista sostiene una estelada este jueves en Barcelona....
Un manifestante independentista sostiene una estelada este jueves en Barcelona. REUTERS | REUTERS
  • authors:lista con un numero insuficiente de elementos

Se han cumplido cien días de la aplicación del artículo 155  en Cataluña y en medio ha habido elecciones, expresidentes huidos, exconsejeros encarcelados, constitución del nuevo parlamento y hasta la suspensión de una sesión de investidura. 

Todo ello, para mantener a Cataluña en una situación de desgobierno ante la falta de acuerdo en el soberanismo para consensuar un candidato alternativo a Puigdemont, huido en Bruselas. 

El 28 de octubre, con su aplicación en el BOE, empezó a aplicarse el artículo 155 que quita la autonomía a las regiones y, desde ese día, Soraya Sáenz de Santamaría asumió las competencias de la Generalidad. Con la aplicación del 155, se convocaron elecciones para el 21-D. El Gobierno decidió no intervenir TV3, la televisión pública catalana y altavoz del independentismo. Mariano Rajoy optó por una aplicación rápida del 155 para ganarse el apoyo del PSOE, clave para sostener dicha aplicación. 

El 30 de noviembre no aprobó el Congreso de los Diputados rechazó por amplia mayoría derogar la aplicación del artículo 155 en Cataluña. En la Cámara baja obtuvo el rechazo de Podemos, que recurrió la aplicación ante el Tribunal Constitucional. 

El 10 de enero el TC admitió el recurso de inconstitucionalidad que presentó En Comú Podem contra la aplicación del artículo 155 

ACTUACIÓN DE LA JUSTICIA

En paralelo a la aplicación del 155, la justicia empezó a actuar y comenzaron un carrusel de declaraciones, detenciones y entradas en prisión de altos cargos del independentistmo, desde exconsejeros a los líderes de la ANC y Omnium Cultural. 

El 30 de octubre la Fiscalía se querelló contra todo el Gobierno regional y contra la Mesa del Parlament por delitos rebelión, sedición y malversación en la Audiencia Nacional y ese mismo día Puigdemont huyó a Bruselas junto a cuatro exconsejeros. 

El 2 de noviembre tuvo lugar la detención de Oriol Junqueras y siete exconsejeros. Santi Vila, que había dimitido, salió de prisión tras pagar la fianza de 50.000 euros. 

Tras casi un mes en presión, los ocho exconsejeros y los líderes de la ANC y Omnium Cultural, los 'Jordis', acataron ante el juez la legalidad vigente y tres días después seis exconsejeros quedan en libertad bajo fianza de 100.000 euros. 

El Supremo mantiene en prisión a Junqueras, Joaquim Forn, ex consejero de Interior, y los Jordis, que son las personas que permanecen actualmente en prisión. Junqueras ha permanecido activo en prisión y ha mandado continuos mensajes a los medios de comunicación desde la prisión de Estremera. 

Respecto a los miembros de la Mesa, encabezados por la presidenta Carmen Forcadell, todos acataron la legalidad y dijeron ante el juez del Supremo Pablo Llarena que la DUI tenía un valor simbólico. Llarena decreta prisión eludible con fianza de 150.000 euros para la presidenta del Parlament y 25.000 para el resto, que no entraron en prisión.

PUIGDEMONT Y LOS HUIDOS A BRUSELAS

El mismo día que la Fiscalía se querelló contra el Govern, Puigdemont viajó a Bruselas junto a cinco consejeros, donde permanecen huidos de la justicia. 

Después de que el juez Lamela emitiera una orden de detención el 3 de noviembre sobre Puigdemont y los exconsejeros huidos, estos se entregaron dos días después ante la justicia belga, que decretó libertad con medidas cautelares. 

Un mes después arrancó la campaña electoral para el 21-D y Puigdemont participó en los actos de Junts per Catalunya, formación de la que fue cabeza de lista, a través de videoconferencia. El día que comenzó la campaña el juez Llarena retiró las órdenes europeas e internacionales de detención contra los huidos en Bruselas, Antonio Comín, Lluís Puig, Meritxell Serret y Clara Ponsatí. El objetivo era evitar que la justicia belga los detuviera por otros delitos que no sean por rebelión. 

El 21-D, Puigdemont y Junts Per Catalunya fueron la segunda formación más votada y desde entonces se postula como presidente de la Generalidad al sumar mayoría las formaciones independentistas. Pero su situación de huido de la justicia dificultan su nombramiento y permanece en Bélgica. 

Y el 31 de enero llega una de las bombas de este periodo. El diario El Mundo publica unos mensajes de Puigdemont a Toni Comín en lo que decía "me han sacrificado" y daba por finalizada su aventura de ser de nuevo presidente de la Generalidad. Unos mensajes enviados después de que se aplazara la sesión de investudura convocada en el Parlament para nombrarlo presidente. 

LOS MOSSOS SIN TRAPERO

La actuación de los Mossos en la consulta ilegal del 1-O estuvo en el centro de la polémica, por su supuesta inacción, y en especial, el papel del Mayor José Luis Trapero. La decisión del Gobierno respecto a la policía autómica era de una de las que más interés suscitaban. Pero el Ejecutivo decidió destituir a Trapero y poner al mando al que era su número dos, Ferrán López, quien se mantiene al mando

VICTORIA AGRIDULCE DE ARRIMADAS

El 21 de diciembre se celebraron las elecciones convocadas con la aplicación del 155 e Inés Arrimadas hizo historia convirtiendo a Ciudadanos en el primer partido no nacionalista que gana unas elecciones autonómicas en Cataluña en democracia. Pero los 37 escaños de Ciudadanos son el símbolo de una derrota agridulce porque no los partidos constitucionalistas no sumaban mayoría de escaños en el Parlamento regional, lo que volvía a permitir al independentismo hacerse con el Gobierno catalán. El PSC sacó 17 escaños y el PP bajó hasta los 3, siendo el gran derrotado. 

Puigdemont sorprendió a las encuestas y mantuvo a Junts Per Catalunya como fuerza soberanista más votada, por delante de una ERC liderada por Oriol Junqueras desde la prisión y que todas las encuestas daban como ganadora en las urnas. 

Los escaños de estas dos formaciones junto a los cuatro de la CUP daban la mayoría al independentismo, que hizo efectiva en la constitución de la Mesa del Parlamet, otorgándole la presidencia al miembro de ERC Roger Torrent el 17 de enero, quien el 22 de enero propuso a Puigdemont como único candidato a la investidura, desoyendo a los letrados del Parlament. El TC prohibió la investidura a distancia de Puigdemont a través de medidas cautelares. 

Ante esta situación, Roger Torrent suspendió la sesión de investidura que provocó los mensajes de Puigdemont a Toni Comín. 

Ahora, Torrent está a la espera de que el TC decida si admitir a trámite el recurso contra el proceso de investidura que presentó el Gobierno el pasado 26 de enero, y de esta manera, no comienza la cuenta atrás de dos meses para convocar unas nuevas elecciones en Cataluña que empezarían a contar una vez se celebre la primera sesión de investidura. 

De esta forma, cien días después de la entrada en vigor al artículo 155 Cataluña, con unas elecciones, la parálisis política continúa ante la división existente en el soberanismo, que no encuentra una alternativa de consenso a Carles Puigdemont y que evita que se acabe la aplicación del 155, ya que Mariano Rajoy anunció que este solo se levantaría cuando hubiese nuevo presidente de la Generalidad.

Lo más visto