También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
'Herrera en COPE'

"En el PSOE se enfrenta el ejército de Susana Díaz contra las guerrillas de Pedro Sánchez"

  • authors:lista con un numero insuficiente de elementos

"Señoras, señores, me alegro, buenos días...

Ayer iniciaba la temporada en Las Ventas de Madrid con un corridón de Fuente Ymbro que, entre otras cosas, sirvió para que la afición despidiera a Manolo Cortés, a un caballero de la vida, a un señor de un corazón extraordinario volcado en la torería en esa clase, naturalidad, en la inmensa categoría con la corrió la mano en la vida. Falleció en su pueblo, en Gines. Le enviamos un abraoz a su familia.

Pues ayer pasó lo que tenía que pasar, o lo que se venía anunciando que iba a pasar. Se anunció lo que se venía anunciando, y es anunciarse una como candidata a la secretaría general del PSOE, y por demás, a la presidencia del Gobierno: Susana Díaz. Y no podía hacerlo de cualquier manera, porque Susana Díaz es apparatchik y todo el aparato del partido estaba ayer con ella. Hombre, hay algunos que están con Pedro Sánchez, y algunos que están con Patxi López, pero oiga, la contundencia de esa primera fila con los barones regionales, con los principales alcaldes, con exministros, expresidentes y exvicepresidentes... La mitad se llevan muy mal entre ellos, pero da igual. Era el PSOE del antiguo testamento y parte del nuevo testamento también como una forma de decir a ver si asustamos a Pedro Sánchez. A ver si asustamos a la candidatura de Pedro Sánchez que es la trae a todos los que estaban allí y a muchos que hay fuera, de cabeza. Porque es muy difícil catar la militancia de un partido, particularmente ahora, en este tiempo, y la militancia del Partido Socialista. Es difícil catarla, como un melón, no sabes lo que hay ahí dentro, y no sabes por dónde respira.

Desde luego, si a la fotogradía de ayer -que es sacar músculo, eh- le dicen que no y eligen a Pedro Sánchez, alguno tendrá que sacar alguna conclusión. ¿Qué es lo que quiere la militancia del PSOE? Estaba el PSOE que ha sido grande, el PSOE que ha sido victorioso, que es lo que quiere Susana Díaz, esa era su invectiva principal en su discurso. El discurso era, como dice hoy Pablo Sebastián en República.com, empalagoso, todo lo empalagoso que suelen ser los discursos de Susana. Pero también es verdad que había tres o cuatro ideas que no son programáticas, o no son ideológicas, que dicen por dónde van las cosas. 

Primero, no se puede gobernar si no has ganado las elecciones. Es decir, no a pactos de por aquí, de por allí, Frankenstein, para conseguir una... No, si no has ganado te vas a la oposición. La segunda es no a los populismos, el PSOE no puede imitar a otras formaciones políticas. Es una forma de decir ahora no podemos ser Podemos de repente.

Todo ello era una forma de asustar a Pedro Sánchez pero también de mostrar el susto que tienen muchos en el PSOE por la candidatura de Sánchez. Que ya les digo, casi todo el mundo se siente incapaz de saber si detrás tiene una legión de militantes o tiene a unos cuantos nada más, que se multiplican por cien para ir a todos los actos que hace. No lo sabemos, no lo sabe nadie. Pero ayer dejó otro mensaje directo Susana Díaz: "Yo quiero ser ganadora". Que es una forma de decirle a los militantes que la candidatura de Sánchez es la de un perdedor, porque ha perdido elecciones, como todo el mundo sabe.

De Patxi López ni se acordó. Bueno, Patxi López en esta pelea, a no ser que luego nos llevemos una sorpresa extraordinaria, no cuenta. López ayer lo que dijo en un acto es vamos a hacer un debate entre los tres, un debate sin matarnos. Que es una idea interesante, y ojalá salga, porque yo creo que aportará mucha claridad a todos los que van a votar en esas primarias. 

La propuesta ideológica no la definió, y en su contra tiene otro problema: ella como gestora. Su trabajo al frente de la Junta de Andalucía es pésimo. Casi les diría que en algunos casos se le califica de caótico. Digamos que no es el mejor, podría ser mucho mejor. Pero tiene un buen manejo de las claves internas del partido, del suyo. Y luego hay cosas que Susana Díaz, salvo componendas de última hora, considera importantes como cosas de comer, con las que no se juega. O con las que mejor nmo jugar. Lo cual también es de agradecer.  

Ya veremos si el cargo de presidenta de la Junta va a ser sencillo compatibilizarlo. Desde luego, ella no va a dejar la Junta mientras sea candidata. Lo que pasa que sí que puede ponerle en algún que otro desgaste político. Estar al frente de la Junta y mientras tanto estar recorriendo agrupaciones por toda España que es lo que ha dicho que va a hacer. Porque alguien le podrá decir lo que ella le decía a Alfonso Celis el otro día por haber intervenido en este programa: "supongo que estaría trabajando en su despacho, ¿no?". Pues ahora Alfonso Celis le podrá decir a Susana Díaz: "¿Y no va a estar trabajando en su despacho? ¿Va a estar todo el día recorriendo agrupaciones?".  

Hay una descripción muy gráfica, muy interesante, que es de Casimiro García Abadillo en elindependiente.com, que es un titular particularmente brillante: "Aquí se enfrenta el ejército frente las guerrillas". Es el ejército de Susana Díaz contra las guerrillas de Pedro Sánchez. Son dos modelos de partido. Creo sinceramente que son dos modelos de nación también, dos modelos de país. Ahora que los militantes, que es ese melón imposible de catar, decidan qué es lo que quieren para el PSOE, habida cuenta que lo que decidan para el PSOE puede ser también un peso importante en las balanzas de lo que se decida sobre España.

Lo más visto