También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
En 'Mediodía COPE'

"La flecha no cayó dentro del pebetero ni tenía que caer"

No es un secreto, se sabía que la flecha lanzada por Antonio Rebollo y que encendió el pebetero del estadio olímpico de Barcelona hace 25 años, fue más un efecto óptico gracias al buen hacer de, entre otros, Reyes Abades.

 
  • authors:lista con un numero insuficiente de elementos

Reyes Abades es un especialista en efectos especiales cinematográficos. Ha sido galardonado en nueve ocasiones con el Goya a los mejores efectos especiales, además de haber conseguido otros premios internacionales. Y hace 25 años, fue uno de los encargados de que todo saliera bien en la ceremonia de los JJ.OO.

"Estuvimos cuatro meses trabajando, el día a día, hasta que la flecha pasó por encima del pebetero" cuenta en COPE, Reyes Abades, que revela lo que de verdad pasó y debía pasar, para quien aún crea que el pebetero se encendió con la flecha lanzada por Antonio Rebollo tras el último relevo de la antorcha por Juan Antonio San Epifanio, "la flecha no cayó dentro del pebetero ni tenía que caer. La flecha pasó, habría sido una debacle si hubiera caído dentro. Era la magia, tenía que pasar por donde pasó y encender el pebetero y ya está porque por lógica el gas no podía salir antes de que la flecha pasara".

Y si solo pasó por encima, ¿a dónde fue a parar la flecha? "Cayó donde tenía que caer. Nunca hubo peligro, fue por encima y cayó atrás, cayó en una pequeña isleta de un jardín donde había gente para recogerla. Llevó mucho tiempo que volara encendida, se intentó por muchas fórmulas y métodos para que llegara viva" recuerda Reyes Abades, experto en efectos especiales y que se encargó de hacernos ver y creer a los españoles y al mundo lo que no sucedió en realidad, "venimos del mundo del cine y si algo sale mal repites y punto, pero en ese momento no podía fallar y los planos de la televisión fueron los perfectos".

Lo más visto

  • El Html Mod no se ha encontrado