También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
En 'Mediodía COPE'

Claves para hacer frente a los okupas

Rosa ha conseguido que un juez eche a la persona que había ocupado su casa en Gijón. Ahora está pendiente de una decisión judicial para poder venderla.

 Carmen Labayen te cuenta la difícil situación en la que se encuentran las personas a las que le han ocupado sus casa

Tags

Rosa es una de las más de 87.000 personas que se encuentran en esta situación en nuestro país. En su caso, a esta mujer de 70 años le ocupó su casa un hombre que acababa de salir de prisión y quedó en arresto domiciliario y dio la dirección –la casa que estaba okupando- como la de su arresto domiciliario.

Rosa nos cuenta cómo lograron desalojar a esta persona de su casa: "la Policía entró en casa con una orden judicial y ya se marcharon”. Pero aquí no acaba la cosa, porque ahora está a la espera de una decisión judicial para poder vender su piso".

Así quedó la casa de Rosa tras la okupación 

Así quedó la casa de Rosa tras se okupada

Cada año, según datos de la Fiscalía General, se realizan unas 10.000 denuncias por usurpación de viviendas. Uno de los problemas más difíciles para cualquier propietario de una vivienda.

¿Cómo podemos evitar que los okupas entren en nuestras casas? Javier de Cruilles, empresario inmobiliario de Barcelona, asegura que se trata de una difícil solución "o pones una puerta antiokupas o pones un señor dentro, no hay más". Otras opciones que se pueden llevar a cabo: instalar una alarma, cambiar la cerradura o combinar métodos lo que eleva los costes.

¿Y qué pasa cuando ya están dentro de nuestras casas? De Cruilles nos aconseja que lo mejor es negociar, más rápido y barato que la vía judicial que además de ser larga es costosa: dos o tres mil euros.

Según el Informe Cerdá 2017 señala que 8 de cada 10 de estas casas o pisos son propiedad de entidades financieras o de fondos de inversión, el resto son de particulares o familias. Otro reciente estudio de VPS estima que serán 100.000 las viviendas ocupadas irregularmente cuando termine este año. Solo durante la crisis económica, estas denuncias se disparon un 20 por ciento siempre con Madrid, Barcelona y Valencia a la cabeza del ranking de la ocupación ilegal.

¿Quiénes las okupan? Lógicamente personas en exclusión social y cada vez más también grupos organizados responsables según la delegación del gobierno en Madrid de 3 de cada 4 ocupaciones ilegales. El resultado es de inmediato para el dueño la depreciación de su inmueble de entre el 35 y el 40 por ciento.