También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
En 'Mediodía COPE'

Acoso escolar también en verano

 
  • Carmen Labayen, jefa de Sociedad de COPE

Nos preguntamos qué ocurre con las víctimas de acoso escolar durante el verano. Cómo estos dos meses de parón escolar pueden influir en este grave problema que nos ocupa y preocupa durante el curso. Cómo pueden también ayudarles los padres y qué hacer para que dejen atrás una situación que deja secuelas importantes en niños y adolescentes.

Lo lógico es que con la interrupción de las clases sería no hubiera estos acosos, pero desde la Fundación ANAR de Ayuda a Niños y Adolescentes en Riesgo, nos aseguran que descienden los casos de acoso pero persiste el ciberbullying.

Así nos lo cuenta Benjamin Ballesteros, director de programas de la Fundación: “durante estos meses seguimos teniendo un volumen de llamadas importante. Son casos de acoso escolar a través de las redes’’.

Lo grave es que cada año durante estas fechas va aumentando ‘’cuando debería descender y además con la misma gravedad que tiene el resto’’, asegura Ballesteros.

Y es que en estos días las redes sociales son las elegidas para llevar a cabo este tipo de acosos ‘’principalmente a través de WhatsApp desde donde lanzan insultos y amenazas’’, explica Benjamín.

En esta situación lo que los expertos recomiendan es observar cualquier tipo de cambio en nuestros hijos y fijarnos especialmente en posibles dificultades para relacionarse con otros niños o chicos de su edad, posible tristeza, ansiedad y agresividad. Además de esta observación es bueno hablar con ellos y no cabe duda que “el verano es un momento excepcional para fomentar lo que es la comunicación entre miembros familiares” y aconseja Benjamín a los padres que lo mejor que pueden hacer con los hijos es ‘’hablar del fenómeno más que la persona en concreto’’.
También recomiendan a los padres contar sus propios problemas relacionales a sus hijos con jefes o compañeros y cómo los tratan de resolver porque esto les situará en un plano de mayor igualdad con sus hijos y facilitará que a su vez ellos les cuenten lo que les pasa.

El verano puede por tanto ser una oportunidad aunque para otras víctimas lo que ocurre es que su aislamiento crece aún más. Para todos los que tienen consultas sobre acoso o sobre cualquier otro problema que afecte a la infancia recordamos que el teléfono de ANAR es 900 20 20 10. 

Lo más visto