También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado

Bustos: "Se agradece que el Gobierno se haya puesto a hablar de pensiones"

Jorge Bustos vuelve a 'La Linterna' con el 'Bueno, el feo y el malo' de la semana: Maite Pagaza y Teresa Jiménez-Becerril como las buenas, Irene Montero, la fea; y Francina Armengol, la mala

Jorge Bustos en los estudios de COPE
  • COPE.es

Tímidamente empezamos a hablar de otras cosas, que seguían allí, esperando pacientes a que alguien las encontrara cuando terminásemos de hablar del puto procés. Y eso que no hemos terminado, por más que diga doña Soraya que el procés ha muerto, una frase que se lleva diciendo por aquí más o menos desde que se casaron Isabel y Fernando. Pero en todo caso se agradece que el Gobierno, con el aliento de Ciudadanos en el cogote, se haya puesto a hablar de pensiones y salarios mientras el PSOE anuncia una “ofensiva legislativa”, que ha sonado un poco a operación Tormenta del desierto. Mientras se concreta todo esto, yo quiero hacer memoria, y también dignidad y justicia.
 

Maite Pagaza y Teresa Jiménez-Becerril como buenas de la semana...

Dos mujeres corajudas y heroicas, de cuyo desgarrador paso a la condición de víctimas de ETA acaban de cumplirse nuevos aniversarios. Dos mujeres a las que el cambio de criterio del Tribunal Supremo respecto de los delitos de enaltecimiento del terrorismo inflige un renovado dolor. Porque la nueva directiva europea para la lucha contra el terrorismo, mal entendida por el juez, ha servido para absolver a un tuitero procesado por afirmar, sobre el etarra Bolinaga: “Tu lucha es nuestro modelo”. Si esas afirmaciones en adelante dejan de considerarse enaltecimiento, muy pronto Twitter apestará mucho más de lo que ya lo hace, y ETA se convertirá en una reivindicación blanqueada, un hashtag romántico para gilipollas con acné y sin cerebro. Y eso no se lo merecen ni Maite Pagaza, ni Teresa Jiménez-Becerril, ni ningún demócrata decente de este país.
 

La fea no es otra que la portavoz de Podemos, Irene Montero

Querrás decir la portavoza, Juan Pablo, que no se diga que La Linterna no tiene sensibilidad de género. Si no la tuviera se llamaría El Linterno. Fíjate que en la entrega de hoy todas las protagonistas son mujeres, para que no se diga. Desde este faro de la igualdad sin embargo no tenemos tan claro que para combatir el machismo en nuestra sociedad haya primero que destrozar el idioma. Hay un feminismo tarado que confunde lo real con lo simbólico y el patriarcado con la gramática, de modo que destina todas sus energías a añadir desinencias superfluas a los sustantivos, en la creencia de que eso demuestra empatía, cuando solo demuestra analfabetismo. No sabemos si la Real Academia degenerará tanto como para que un día doña Irene Montero acabe ingresando en ella, pero de momento a la diputada portavoza no se le puede negar su talento para perseverar en el error. Actitud que se designa con el adjetivo contumaz. O contumaza. La maza con la que están destruyendo el lenguaje, y de paso el sentido del ridículo.
 

El malo, también es una mujer: Francina Armengol

-La presidenta del Gobierno de Baleares se supone que es socialista, pero acaba de adelantar a la mismísima Generalitat de Cataluña en nacionalismo excluyente y despótico instaurando un nuevo criterio lingüístico que veda la promoción laboral y salarial a cualquier funcionario que no domine el catalán de Baleares. Esta señora, que un día fue el principal apoyo de Pedro Sánchez en su lucha fratricida contra Susana Díaz, está implantando un proyecto de ingeniería social que, si no se detiene, terminará reproduciendo el procés en Mallorca, Menorca, Ibiza y Formentera, donde ya la bandera de España y el idioma español reciben ataques cotidianos. Esto es lo que pasa cuando el bipartidismo, que ha gobernado siempre en Baleares, traiciona a la Nación a cambio del poder.

Lo más visto