También en directo
Ahora en vídeo

Línea Editorial

  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
Línea Editorial

El Papa de la misericordia y la tradición católica polaca

  • cope.es
  • cope.es

Los jóvenes dieron ayer la bienvenida al Papa a la JMJ de Cracovia. Fue el comienzo de un maratón de actos hasta la Misa de clausura el domingo, pero antes Francisco se ha encontrado con las autoridades civiles y eclesiásticas del país que probablemente cuente hoy con el catolicismo más pujante de Europa. La Iglesia en Polonia afronta al mismo tiempo serios problemas como el avance del secularismo o la dificultad de depurar una memoria marcada por pruebas tan duras como la invasión nazi y soviética, recuerdos que pueden originar cierta mentalidad de fortaleza asediada a la hora de afrontar hoy retos como la crisis de los refugiados. A la Iglesia, que celebra el 1050 aniversario del bautismo de la nación, el Papa le pidió ayer evitar cualquier signo de soberbia. Dios, recordó, irrumpe en la historia del modo más sencillo y humilde, en Belén, y se muestra siempre cercano a las personas, sobre todo a las que el mundo desprecia. Ese, dijo el Pontífice, debe ser el camino de una Iglesia llamada a compartir «las alegrías y las fatigas de la gente», alejada de cualquier tentación de poder. La receta que propone Francisco, en definitiva, es la misma en Polonia que en cualquier otro lugar, pero la riqueza y singularidad de la tradición católica polaca posibilita nuevas concreciones para ese testimonio centrado en la misericordia que el Papa Francisco no quiere de ningún modo desaprovechar.

Lo más visto