También en directo
Ahora en vídeo

LaLiga Santander

  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
partidos amistosos

Eibar vence a Osasuna; El Athletic empata con el Hoffenheim

El Eibar resuelve su compromiso ante el recién ascendido Osasuna por la mínima (0-1). Quinto empate consecutivo del Athletic, esta vez frente al Hoffenheim (1-1).
Jugadores de Eibar y Osasuna pugnando por un balón (FOTO...
Jugadores de Eibar y Osasuna pugnando por un balón (FOTO - @SDEibar)
  • cope.es
  • cope.es

Un gol de Kike García en la primera parte desequilibró en favor del Eibar un partido igualado ante Osasuna, a falta de una semana para el inicio de la Liga (0-1).El encuentro comenzó sin un dominador claro, con muchas dificultades para ambos equipos para crear juego por la consistencia defensiva en los esquemas de los dos entrenadores: Enrique Martín y José Luis Mendilibar.El conjunto guipuzcoano rompió el equilibrio en el marcador en el minuto 22, con un centro de Bebé desde la banda izquierda que aprovechó Kike García para marcar al adelantarse a la defensa.Osasuna consiguió reaccionar y pisó el área rival con peligro en un par de ocasiones, sobre todo en un disparo de Imanol García tras un córner que se fue rozando el poste de la portería de Riesgo después de pegar en un defensa.La segunda parte fue territorialmente para los 'rojillos', quienes tuvieron más posesión que el rival y rondaron el gol en varias aproximaciones, aunque el Eibar llegó con peligro con centros de Pedro León y Bebé.El equipo navarro, que metió en el segundo periodo más cambios que el Eibar, únicamente dos, se quedó finalmente sin premio ni empate al no definir en ocasiones de Kenan Kodro y Olavide.

Cinco empates en siete partidos es el bagaje que acumula el Athletic Club en esta pretemporada, tras firmar hoy unas nuevas tablas en el partido ante el Hoffenheim alemán en Sinsheim, del que pocas conclusiones pueden sacarse.

Fue un choque al que le faltó ritmo y en el que a los rojiblancos, con la 'segunda unidad' sobre el terreno de juego de inicio, les costó cogerle el pulso.

Como se esperaba, y en consonancia con lo realizado en partidos anteriores, Ernesto Valverde dispuso un equipo con muchos de los no habituales, reservando a sus mejores hombres para el choque del domingo frente al Schalke 04.

No fue un inicio de partido especialmente rápido ni dinámico, sino que los dos equipos se lo tomaron con una relativa calma. Los germanos, más conjuntados, dominaron en el arranque, y suyas fueron las primeras aproximaciones a la portería defendida por Iago Herrerín por mediación de Wagner y Kramaric.

Con el partido jugándose a un ritmo pesado y lento, al Athletic le costó generar ocasiones. Sólo Vesga, con un tímido cabezazo, probó fortuna en esa primera fase del encuentro.

Como suele ocurrir con el Athletic cuando los partidos se atascan, el balón parado fue su mejor arma. Tras un saque de esquina desde la derecha, el balón salió rechazado a la frontal para que, desde 25 metros, Óscar Gil empalmase un zapatazo poderoso que acabó entrando en la portería de Baumann tras rebotar en el larguero. Un golazo. Era el 0-1, a los 21 minutos de juego.

Pero no le duró, sin embargo, mucho la ventaja al Athletic. En el 25', y tras una buena combinación por la banda derecha, llegó el empate de Kramaric.

Entró entonces el choque en una fase de juego abierto, donde los dos equipos encontraban el área rival con cierta facilidad. Muniain probó con un disparo flojo desde la frontal, y Guillermo cabeceó desviado un centro poco antes del descanso.

En la segunda mitad, los de Julian Nagelsmann mostraron mucho más control del juego, negando prácticamente la pelota al Athletic y llegando con peligro sobre la portería de un Herrerín, que realizó una buena labor bajo palos. Llegó a marcar el conjunto germano, pero la acción estaba invalidada.

Viendo que el equipo no carburaba, Valverde comenzó a meter a pesos pesados en el campo. Aduriz, Laporte y Raúl García entraban en acción mediado el segundo periodo. Un hombre de refresco por línea para tratar de insuflar nuevos aires a los 'leones'.

Sin embargo, el peligro siguió llegando del lado local. Vargas tuvo dos buenas ocasiones apenas recién salido del banquillo, una de ellas bien desviada por un atento Herrerín. Muy concentrado se le vio al guardameta, que poco después tuvo que salir hasta la frontal de su área para despejar un balón muy peligroso.

A falta de poco más de un cuarto de hora, Valverde dio una vuelta de tuerca más al equipo, introduciendo de golpe cinco cambios más: Williams, Bóveda, San José, Susaeta y Balenziaga.

Pero el partido ya no tenía mucho más que ofrecer. El Hoffenheim controlaba ante un Athletic con brega pero sin balón. Vargas, con el tiempo cumplido, pudo dar la victoria al conjunto local, pero su disparo cruzado no encontró portería.

Lo más visto

  • Letf1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado