También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
En 'El Espejo'

"La parábola del buen samaritano nos ayuda a vivir el Año de la Caridad"

El obispo de Mondoñedo-Ferrol con el Papa en la visita...
El obispo de Mondoñedo-Ferrol con el Papa en la visita Ad Limina (foto L Osservatore Romano. Flickr obispado)

Es el título de la carta pastoral monseñor Manuel Sánchez Monge, obispo de Mondoñedo-Ferrol quien hoy pasado por los micrófonos de COPE para explicar su contenido. También se puede leer en su totalidad en la web del obispado.

¿Por qué ha convocado el Año Diocesano de la Caridad? "El haber celebrado el Año de la Fe nos ha llevado a impulsar la caridad. Benedicto XVI ya nos pidió que nos centráramos en lo esencial. En nuestra diócesis hemos visto que la crisis se ha ido agudizando, hay cada vez más familias afectadas, con menos recursos y sin ningún salario, y por eso pensamos que era el momento de introducir el tema. La fe sin la caridad es una fe muerta. La caridad tal y como la Iglesia la entiende no es solo un sentimentalismo humano, ni querer solo arreglar los problemas de los más pobres, sino acoger también el amor de Dios. La fe y la caridad van, por tanto, muy unidas".

El obispo de Mondoñedo-Ferrol ha explicado también por qué se ha basado en la parábola del Buen Samaritano. "Ya Benedicto XVI nos explicó que puede ser una ayuda muy importante para entender la caridad, como amor y entrega, que supera todos los confines. La Iglesia no se detiene ante las diferencias y ama a los más débiles y vulnerables".

Advierte que "ejercer la caridad exige coraje, lo fácil es no comprometerse, buscar excusas. El que tiene valor y coraje es el samaritano. También está la faceta de la creatividad. La caridad nos lleva a inventar métodos para acercarnos a los demás. A necesidades nuevas hay que responder con soluciones nuevas. Hay que saber en cada momento lo que la gente necesita. Yo le digo a mis fieles que hay que estar atentos a esas familias que nunca pensaron que tenían que ir a Cáritas, y que ahora lo van a ocultar. Más que el comer y el beber necesitan una palabra de ánimo".

Por último ha recordado las palabras del Papa Francisco cuando aún era cardenal. "Él decía que todos tenemos de herido, algo de salteador, algo de los que pasan de largo y algo de buen samaritano. La Iglesia tiene que ser esa tienda de campaña que acoge a los heridos y los cura".

Escucha la entrevista completa al obispo de Mondoñedo-Ferrol en 'El Espejo' de COPE.


"La parábola del buen samaritano nos ayuda a vivir el Año de la Caridad"

Lo más visto