También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
En 'El Espejo'

"Estudiar religión es apasionante porque enfrenta al hombre con su propio destino"

Mons. César Franco, obispo de Segovia y responsable de la Comisión de Enseñanza de la CEE, asegura que la clase de religión "no puede ser considerada como una maría sino como una asignatura fundamental para conocerse a sí mismo".

 
  • authors:lista con un numero insuficiente de elementos

Mons. César Franco como responsable de la Comisión de Enseñanza de la Conferencia Episcopal Española, es el responsable de la campaña 'Me apunto a religión'  , ha respondido a preguntas tan necesarias como ¿por qué debería ser importante la asignatura de religión para un estudiante?

En este momento histórico de tanta confusión, de tanto cambio, de cambio de época como le gusta decir al Papa Francisco, del continente digital, ¿por qué sigue teniendo estatuto de plena ciudadanía una asignatura de religión, como es la religión católica en un país como España, uno de los más avanzados del mundo? “Porque la dimensión religiosa de la persona es parte del hecho cultural de todos los pueblos, no solo de España y cuando se estudia la historia de las religiones uno descubre que el hombre, aunque hay muchos que lo niegan, tiene una dimensión religiosa en la estructura de su mismo ser y por tanto, conocer la religión, el hecho religioso, las religiones es parte de la formación integral de la persona que como dice la Constitución española que busca la sociedad, que el alumno, el joven, el niño desarrolle su formación. Si además tenemos en cuenta lo que dice una sentencia del Tribunal Constitucional del 15 de febrero del 2001 presentaba como la laicidad positiva, típica de nuestra sociedad en la que tiene que tener cabida la pluralidad de credos, de grupos sociales, en una sociedad plural y democrática pues es evidente que la asignatura de religión no puede ser considerada como una maría sino como una asignatura fundamental para conocerse a sí mismo,aunque uno no tenga fe y para conocer el mundo en el que se mueve y sobre todo para establecer puentes y diálogos con aquellos que tienen otras confesiones o con los que tienen la propia para saber quién es uno mismo”.

Asignatura apasionante, califican en la campaña, ¿por qué es apasionante la clase de religión, cuál es la cualificación de los profesores? “Los profesores están perfectamente cualificados, son profesores de Primaria, de Secundaria o de Bachillerato como exige el Estado y tienen además la formación religiosa para impartir esta asignatura, lo que se llama la DECLA y que supone haber cursado una licenciatura en Teología en muchos casos; por qué es apasionante porque enfrenta al hombre con su propio destino; para aprender a elegir en libertad, me apunto. La trascendencia, el hecho religioso, el creer en Dios es parte del propio destino del hombre y por eso hay gente que pese a no tener fe, valora positivamente que se enseñe la religión en las escuelas y en los colegios porque entienden que no se puede ser plenamente libre si uno desconoce parte de su ser, o de la historia en la que viven. De manera que lo apasionante de la asignatura de religión, es que te da muchas competencias para vivir, interpretar en tu historia en tu marco cultural; España es una nación de raíces milenarias, es imposible comprender el gran patrimonio de la música y de muchas artes sin comprender la religión; te ayuda a dialogar con otros credos, otras formas de entender la vida, te ayuda a entender el cosmos,.. Cuando se habla de la Iglesia se pondera mucho lo que hace Cáritas, lo que hacen los misioneros y luego te dicen la religión en las escuelas no, ¿cómo se entiende?”.

Recuerda el responsable de la Comisión de Educación que no son solo los obispos los que destacan esa importancia,  “un socialista, Carlos García Dantain, ha defendido la clase de religión insistiendo en este dato, no dar la clase de religión es vivir de espaldas a Europa, en muchos países europeos no es voluntaria es obligatoria, ¿por qué?, porque se entiende que uno no puede conocer su identidad sin entender este dato de la cultura. El Papa Benedicto XVI decía que la dimensión religiosa es intrínseca al hecho cultural y que contribuye a la formación global de la persona y permite trasformar el conocimiento en sabiduría de vida. ¿Por qué debemos tener esta especie de agresividad o de alergia cuando se habla de la clase de religión en las escuelas, viene de la razón o de otras posiciones ideológicas?”.

Los padres se ven obligados a decidir cada año si quieren que sus hijos reciban clase de religión, “ojalá lleguemos a ese pacto definitivo de la educación en la que no tengamos que estar siempre volviendo sobre estos temas y demos como un dato adquierido el que la religión forma parte del patrimonio de los pueblos y que la religión no solo no hace daño sino que hace mucho bien, incluso a los que no creen. Junto a la demanda social y la oferta que hace la Iglesia Católica pensando que son los padres los que tienen el derecho de educar a sus hijos hemos hecho esta campaña y esperamos que tenga éxito. El Papa Francisco en 'Amoris Laetitia' dice que los padres tienen la gravísima obligación y el derecho de educar a sus hijos y que el Estado es subsidiario de los padres por tanto no es un privilegio lo que se está pidiendo, se está pidiendo que se cumplan los derechos constitucionales que no solo están en la Carta Magna”.

Lo más visto