También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
JUICIO ASESINATO

Acepta 7 años de cárcel por apuñalar a su madre para robarle en La Rioja

Logroño, 4 jun (EFE).- Un joven de 31 años ha aceptado hoy una pena de siete años de cárcel por un delito de homicidio y otro de robo con violencia, ambos en grado de tentativa, por apuñalar a su madre en el municipio riojano de Villamediana de Iregua.,La Audiencia Provincial de Logroño ha celebrado la vista de conformidad por unos hechos ocurridos en abril del año pasado y en la que el acusado, a quien el fiscal pedía inicialmente 14 años de cárcel, ha aceptado una pena de cinco años y medio po

  • Agencia EFE

Un joven de 31 años ha aceptado hoy una pena de siete años de cárcel por un delito de homicidio y otro de robo con violencia, ambos en grado de tentativa, por apuñalar a su madre en el municipio riojano de Villamediana de Iregua.

La Audiencia Provincial de Logroño ha celebrado la vista de conformidad por unos hechos ocurridos en abril del año pasado y en la que el acusado, a quien el fiscal pedía inicialmente 14 años de cárcel, ha aceptado una pena de cinco años y medio por el intento de homicidio y otro año y medio por el robo con violencia.

En ambos delitos concurre la circunstancia atenuante de anomalía o alteración psíquica del encausado, quien tenía una adicción al juego que afectaba a su comportamiento, y la agravante de parentesco.

Según el escrito de acusación de la Fiscalía, que ha sido aceptado por el acusado, el joven vivía con su madre en Villamediana de Iregua, ambos tenían problemas de convivencia originados por la afición al juego del acusado, que le exigía gastar importantes cantidades de dinero, por lo que su madre llegó a denunciarle en el año 2012 por la desaparición de unas joyas y dinero.

Por ello, dejaron de convivir y, ante la falta de dinero, la madre cambió la cerradura de la vivienda en marzo de 2016 y, el 5 de abril de 2017, el acusado se presentó en el domicilio de la madre, tal y como habían convenido, con la finalidad de recoger unas llaves y viajar a Vitoria para controlar las labores de pintura de un piso que ella había encargado.

Tras recoger las llaves y estar unos minutos con su madre, el joven merodeó por la casa para registrar y buscar algo de dinero, y, ante la sospecha de que el hijo escondía algo entre sus ropas, ella le reprochó gritándole para preguntar qué llevaba, momento en el que él empuñó un cuchillo de 18 centímetros que había cogido en la cocina, se lo clavó en el costado por sorpresa y la tiró al suelo de un empujón.

La madre salió al exterior de la vivienda y pidió auxilio en el rellano, donde fue ayudada por un vecino, quien pidió al acusado una toalla, que le facilitó tranquilamente, tras lo cual el ahora condenado acabó de organizarse el dinero que había sustraído a su madre, por lo que guardó 500 euros en su cartera y escondió 690 dentro de una porcelana.

Seguidamente, llegó la Policía Local y la Guardia Civil, que detuvieron al acusado sin que este pusiera resistencia.

Lo más visto