También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
FESTIVAL MÁLAGA COMPETICIÓN (Previsión)

Terror y solidaridad en 2 cintas latinas en tercer día del Festival de Malaga

El thriller de terror "No dormirás", una coproducción de Uruguay, España y Argentina protagonizada por Belén Rueda, y la hispanocubana "Sergio & Serguei", que sitúa la solidaridad por encima de los intereses, protagonizaron hoy la tercera jornada del 21 Festival de cine en español de Málaga.

  • Agencia EFE

El thriller de terror "No dormirás", una coproducción de Uruguay, España y Argentina protagonizada por Belén Rueda, y la hispanocubana "Sergio & Serguei", que sitúa la solidaridad por encima de los intereses, protagonizaron hoy la tercera jornada del 21 Festival de cine en español de Málaga.

La primera que se vio, a las 09.00 horas, fue "No dormirás", un regreso al cine de terror para la actriz madrileña, es una historia que indaga en los límites a los que son capaces de llegar los actores con tal de hacer un buen trabajo.

"Para hacer un buen trabajo, una buena película, no es necesario llegar a extremos que te afecten emocionalmente. Un actor no puede perder la cabeza", ha considerado la actriz.

Después de romper las taquillas con "El orfanato" (2007) y protagonizar cintas de genero como "El cuerpo" y "Los ojos de Julia", Belén Rueda sabe que los actores "no deben pasar ciertos límites".

"Como actriz tienes que meterte en lugares a veces un poquito extremos y, quizá serán los años -apunta-, pero creo hay que entrar muy de lleno en los personajes, pero sin perder nunca la cabeza. Hay gente, como Marina Abramovic, que sí lo hace, pero yo creo que eso no se puede hacer más que en momentos puntuales".

Todo esto porque "No dormirás" cuenta la historia de un grupo de teatro alternativo que quiere sacar adelante una obra de teatro peculiar.

Dirigidos por una mujer excepcional que está decidida a llevar al abismo a sus actores, los reúne en un antiguo psiquiátrico abandonado donde experimentarán con el insomnio para llegar lo más lejos posible en la construcción de un personaje.

Pero la falta de sueño y las experiencias a las que se someten acaban por confundir a los actores, incapaces ya de discernir qué es realidad y qué es fruto de sus agotadas mentes.

Según ha explicado el productor uruguayo de la cinta, Ignacio Cucucovich, que defendió la película en lugar de su director Gustavo Hernández, que viajaba a Nueva York para presentarla en TriBeCa, el germen de la película fue una experiencia personal del director.

Después llegó "Sergio & Serguei", una película que el estadounidense Ron Pearlman encontraba "memorable" porque, dijo a Efe, "habla de la decencia humana en contra de las ideologías y los intereses nacionales", un ejercicio poco común ultimamente.

"Quién ha dicho que tres países de cultura e ideologías diferentes no se pueden llevar bien", decía el neoyorquino, que atesora un espectacular currículo donde aparecen más de 280 títulos cinematográficos y trabajos televisivos.

Dirigida por el cubano Ernesto Daranas, "Sergio & Serguei" narra el encuentro, a través de sus estaciones de radioaficionado, de tres hombres de distintas culturas e intereses en que se unen para salvar a uno de ellos en un momento crucial de la historia: la desintegración de la URSS y el comienzo del Periodo Especial en Cuba.

El origen está en una anécdota famosa en la isla, según la cual, un radioaficionado cubano logró contactar con la MIR.

Un detonante para la imaginación de Daranas, que unió a aquello la noticia de que el último cosmonauta soviético había batido el récord de permanencia en el espacio y seguía sin ser repatriado a la tierra.

Es 1991. Sergio, radioaficionado y profesor de marxismo, ve con lástima cómo su sobrino sobrevive fabricando balsas para personas que quieren salir del país; por casualidad contacta con Serguei, que está solo en la averiada estación orbital, y se lo cuenta a Peter (Pearlman).

"En realidad -dice a Efe Héctor Noas, Serguei en la cinta- esta es una película sobre la amistad y sobre la importancia de que estos hombres se unieran para salvar la vida de alguien que está al límite".

Gracias a una postproducción brillante, realizada en los estudios de Mediapro en La Habana y Barcelona, donde recrearon al completo la MIR, el espectador disfruta de secuencias como la que abre la cinta donde el ojo viaja de la estación espacial a la bicicleta con la que se desplaza Sergio, el profesor de Filosofía, por las calles de La Habana

Lo más visto

  • El Html Mod no se ha encontrado