También en directo
Ahora en vídeo

Champions League

  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
Perdieron 2-3 ante el Mónaco

El Dortmund se siente perjudicado por jugar apenas 24 horas después del atentado

El técnico del Dortmund expresó tras la derrota de su equipo que "los jugadores habrían necesitado un día más para recuperarse" y apuntó que eso les había perjudicado en el partido.

Borussia Dortmund
Reuters.

El entrenador del Borussia Dortmund, Thomas Tuchel, reiteró sus criticas por el hecho de que el partido contra el Mónaco, suspendido por el ataque contra el autobús de su plantilla, se celebrara finalmente, apenas 24 horas después de lo que, según la Fiscalia, fue presuntamente un atentado islamista.

"El tiempo es importante para superar eso. Ahora queremos concentrarnos en lograr que el equipo consiga el objetivo de jugar la semifinal, para lo que tenemos que estar en el mejor nivel", indicó el técnico, al término del encuentro, que tuvo lugar bajo reforzadas medidas de seguridad.

Tuchel había señalado ya, antes de iniciarse el partido, sus criticas a la premura con que debieron recuperarse de la conmoción recibida por el ataque, en que el español Marc Bartra sufrió heridas de gravedad. "Los jugadores tal vez habrían necesitado un día más para recuperarse" del ataque, aunque en ese momento confió aún en "lograr superar la conmoción".

Tuchel había confesado ya este sentir del equipo a la cadena Sky pocos minutos antes de comenzar el encuentro de ida de cuartos de final frente al Monaco, aplazado ayer después de que tres artefactos estallaran junto al autobús del Dortmund cuando se dirigía al estadio. "Hubiéramos deseado un poco más de tiempo, pero no ha sido posible", añadió Tuchel.

El partido se inició con mensajes solidarios en dirección a Bartra, cuyo nombre fue coreado por los aficionados de ambos bandos, mientras que el equipo saltó al campo para calentar con camisetas de "Mucha fuerza, estamos contigo", escritos en español.

El director administrativo del club, Hans-Joachim Watzke, señaló anoche que el equipo estaba "totalmente conmocionado", pero admitió que no había alternativa a jugar el partido, ya que no se podía pretender que los jugadores del Mónaco permanecieran por mucho más tiempo en Dortmund y el calendario de la Liga de Campeones es muy ajustado. "Es una situación extremadamente difícil, pero los jugadores son profesionales", coincidió también el presidente del club, Reinhard Rauball.

Lo más visto