También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado

La vivienda en España

Casi 50.000 familias perdieron su vivienda en España, durante el año 2013 al no poder pagar la hipoteca, lo que supone un 11% más que en el año anterior. El drama aumenta si tenemos en cuenta que el 80% de esas viviendas eran el domicilio habitual de las personas afectadas. Son datos publicados por el Banco de España que demuestran que muchas de las heridas provocadas por la crisis siguen abiertas. Lo saben bien cuantos trabajan con los más desfavorecidos, las familias que están siendo todo un colchón para muchas personas necesitadas e instituciones, como en el caso de entidades de la Iglesia católica, donde miles de personas colaboran para que la recuperación pueda ser pronta, integral y efectiva. A pesar del acertado camino emprendido, todavía queda un importante trecho para que la salida del túnel pueda ser percibida con claridad a pie de calle. Los datos, que en estos días siempre se utilizan como arma arrojadiza, no deben provocar diagnósticos simplistas. Focalizarlo todo en la famosa burbuja inmobiliaria, criminalizar a los bancos y tirar de populismo para arañar algunos votos es tan ineficaz como lamentable. Las causas de lo que ha sucedido son mucho más complejas y profundas. Hay raíces morales en el origen de la crisis que hay quien todavía se resiste a reconocer. Por eso, junto a medidas políticas concretas, que también en el campo de la vivienda son urgentes, se necesita una verdadera regeneración moral en todos los ámbitos.

Lo más visto