También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
Línea Editorial 05122013

Una multa ejemplar

Es sabido que en el origen de la actual crisis económica estuvo la llamada “ingeniería financiera” puesta en marcha por destacadas entidades de ámbito internacional en busca de beneficios rápidos, a costa del engaño masivo a los impositores. Al cabo de años de austeridad y de rescates de los bancos afectados que han sido pagados con el sacrificio de los contribuyentes, la Comisión Europea acaba de descubrir que hasta seis grandes bancos europeos y norteamericanos habían llegado a un acuerdo para manipular los tipos del interés hipotecario y evitar así la competencia entre ellos, al menos hasta el año 2010. Se desconoce hasta dónde han llegado los beneficios que esta práctica fraudulenta han supuesto, pero deben ser muchos millones a tenor de la multa que la Comisión Europea les ha impuesto de 1.700 millones a cada uno. Sin duda se trata de una multa ejemplar aunque llama la atención que la Comisión no haya cuantificado el volumen de la estafa, ni llamado la atención de las instituciones reguladoras encargadas de vigilar el funcionamiento del sistema bancario. Cabe esperar que los bancos no solo paguen la multa sino que devuelvan a los afectados las cantidades cobradas indebidamente, y que se despida a los autores del fraude. Detrás de cada operación financiera están siempre quienes la planifican y gestionan, responsables últimos de que los bancos no cumplan con el papel que le corresponde en una sociedad libre. La codicia contamina al sistema económico y financiero, con las consecuencias que están a la vista.      

Lo más visto