También en directo
Ahora en vídeo

La trampa de Hamas

De 

El Primer Ministro israelí Netanyahu ha caído en la trampa que le ha tendido Hamas, con la ofensiva terrestre que ha lanzado sobre Gaza. La última escalada se inició tras el asesinato de tres estudiantes judíos. Israel llevó a cabo las medidas habituales en este caso y detuvo a los responsables. Pero Hamas quería la guerra a toda costa. El grupo extremista está en plena huida hacia adelante. No tiene el apoyo de Irán, ni de Siria, ni el de Egipto. Necesitaba un conflicto para intentar ganar legitimidad. Y ha hecho lo que siempre hace: instrumentalizar a los civiles, provocar muertos entre los suyos con el lanzamiento de cohetes y buscar la victimización. Quizás el delirio provocado por el yihadismo en Iraq haya desatado el espejismo de que Hamas tiene futuro.Netanyahu, que a pesar de su encendida oratoria, siempre había rechazado la guerra, se ha metido ahora en una operación que va a ser muy sangrienta y de la que no saldrá victorioso. La guerra contra Hamas en Gaza no se puede ganar. Es una de esas guerras asimétricas que tan frecuentes son últimamente en las que un ejército tradicional se enfrenta a grupos armados que se confunden con la población civil.Como decía el Papa el pasado fin de semana, esta guerra debe cesar cuanto antes. El sufrimiento aumentará exponencialmente en las próximas horas. Israel tiene derecho a la legítima defensa, pero este es el modo menos inteligente y menos humano de ejercerla. No podemos ser meros espectadores de esta tragedia hay que rezar y movilizarse en favor de la paz.

Lo más visto