También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
Las consecuencias de la compulsiva búsqueda de perfección

¿Sabes que nadie es perfecto?¿Quieres ser Nadie?

En España, por ejemplo, el pelo y la piel es lo que más cambiamos, aquí se realizan cerca de medio millón de intervenciones estéticas al año.
Maniquí sin expresión en el rostro.
Maniquí sin expresión en el rostro.

El peso, la nariz, las orejas, el pecho, la altura. Todo es retocable, pero dónde está el límite. En España, por ejemplo, el pelo y la piel es lo que más cambiamos, aquí se realizan cerca de medio millón de intervenciones estéticas al año. Personas que no están a gusto, que no se aceptan o que buscan aumentar su autoestima. Pero esto puede crear adicción a perfeccionar nuestro aspecto. Luis Muiño, psicólogo, analiza la necesidad de perfección en la actualidad.

¿Sabes que nadie es perfecto?¿Quieres ser Nadie?