También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
Mediodía 15 septiembre 2015

Pablo Iglesias con el chavismo

Pablo Iglesias, el líder de Podemos, ha pasado por el programa Herrera en Cope esta mañana y ha respondido a preguntas sobre  la situación del líder opositor venezolano Leopoldo López. Sus afirmaciones han reflejado  un talante poco democrático y no han supuesto una condena rotunda del atropello de los derechos fundamentales que supone este caso. Iglesias ha afirmado que le gustaría que López no estuviera en la cárcel, pero a continuación ha añadido que es un extremista y ha sugerido que está vinculado a supuestos intentos de golpe de Estado en Venezuela. Iglesias ha culpado por igual a la oposición y al Gobierno de Maduro de lo que está sucediendo en el país. Esa equidistancia entre el régimen chavista y la oposición es algo que un verdadero demócrata no puede tolerar. Se puede estar o no de acuerdo con Leopoldo López. Pero no se puede sembrar la duda,  con sugerencias que rozan la calumnia,  sobre el valor democrático del trabajo del opositor venezolano. Maduro lo metió en la cárcel y lo ha mantenido en ella durante año y medio porque López lucha por la libertad. Maduro ha obtenido de los jueces una condena porque necesita que  los demócratas estén tras las rejas. Iglesias se retrata al no condenar a Maduro. La postura del líder de Podemos sobre lo que está sucediendo en Venezuela es un buen indicador de cómo entiende la libertad y cómo entiende el bien común.  

Lo más visto