También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
TOROS | Tarde para el olvido de Leonardo

Oreja para Mauricio y Aguilar en La México

El festejo dominical en La México vio cortar una oreja a los diestros aztecas José Mauricio y Mario Aguilar. Gris y triste tarde de Leonardo Hernández y buen ganado Barralva.
Mario Aguilar con la oreja conquistada este domingo en La...
Mario Aguilar con la oreja conquistada este domingo en La México. EFE

De 

México DF (México), domingo 10 de enero de 2013. 18ª de la Temporada Grande. Unos 8.000 espectadores. Toros de Barralva. 1º y 4º de la línea Saltillo para rejones y de la línea Atanasio para la lidia a pie. 1º pronto; 2º bravo que se caía; 3º bueno y bravo. 4º obediente; 5º lastimado de la pata derecha; 6º un colorado repetitivo y 7º bueno pero también lastimado de un remo. Leonardo Hernández, silencio en ambos. José Mauricio, saludos, saludos y oreja en el de regalo. Mario Aguilar, oreja y palmas. El rejoneador Leonardo Hernández tuvo una tarde fatal, digna para el olvido. Con su primero clavó traseras todas sus farpas, banderillas y estoques. Y en el segundo, se vio desacompasado sin calma ni paciencia, volviendo a clavar traseras la mayoría de sus suertes. Ahora no tuvo la oportunidad de mendigarle al juez premio alguno, como hizo la tarde de su presentación, pues no tuvo la oportunidad ni de saludar en el tercio. Interesante tarde tuvo el capitalino José Mauricio. Padeció las consecuencias de que su picador le diera un puyazo muy duro y trasero a su primero, y pese a que el viento lo molestó, llego a pegarle buenos muletazos al confiarse. Mató con el corazón por delante pero el estoque quedó caído y no fue suficiente para cortar oreja. Tuvo que conformarse con saludar en el tercio. Con su segundo, faena sin trascendencia al no ajustarse, donde anunció regalar un sobrero y ante la dispersión de los tendidos por la noticia, pegó un estoconazo hasta las cintas donde el toro rodó fulminado en segundos. Hubo petición pero el Juez le entró la prudencia y prefirió esperar darle la oreja en el siguiente toro. Con el sobrero de regalo, estuvo entre altibajos, con chispazos de arte. Esta vez también fue certero con el estoque y cortó una oreja que paseó con justicia El hidrocálido Mario Aguilar tuvo una buena tarde que le merece ser contemplado para mayores retos. Logró acomodarse y pegar buenos derechazos, además algunos naturales de mucho quilataje en primero. Mato de entera traserilla para cortar una merecida oreja y dar vuelta con mucha fuerza. Con su segundo, un toro que rodó varias veces por la arena estuvo discreto y se retiró entre aplausos. Mario es un torero cuña que puede apretar y rematar un buen cartel. El rejoneador Leonardo tuvo el Cristo de espaldas. Aguilar y Mauricio necesitan del apoyo de más empresas para subirse al carro de los jóvenes triunfadores y ser los espadas que abran los carteles de la siguiente temporada.

Lo más visto