También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado

OPINIÓN | En recuerdo de Fausto Galdo, gran médico humanista y gastrónomo: Abecedario de las manutenciones (Miguel Cancio)

De 

El médico humanista, doctor reumatólogo, intelectual, gastrónomo y gran gallego, Fausto Galdo, nació, en 1944, en la muy atractiva villa Viveiro-Vivero, es decir, en la maravillosa Mariña lucense. (Vivero-Viveiro esta a 60 kilómetros de mi querido pueblo del occidente asturiano Vegadeo-La Vega-A Veiga. He recorrido la zona astur-galaica de Luarca a Vivero-Viveiro, pasando por mis queridas villas de Castropol, Tapia de Casariego y Ribadeo, en la Lambretta La Siempre Viva acompañado de Negrito de Miou-Vegadeo y de José Emilio de Tapia de Casariego para acudir a las referenciales, estructurantes, encarnadoras y alimenticias  festas-romerias-verbenas y/o playas de toda la zona, sus lugares, aldeas, parroquias, ríos y rías, ferias, fiestas y mercados, etc. De los alimentos de estos lugares y celebraciones trata el libro Abecedario das Mantenzas. La alimentación, no solo es material, sino también espiritual, inmaterial. Por ello, en mi modesta opinión pero teniendo claramente en cuenta, teniendo científicamente en cuenta lo que viene sucediendo en la naturaleza y la realidad social, en la vida y el mundo, en el comer, en el beber, en el sentir, en el latir de las gentes, la peor contaminación, las más intoxicadora, envenenadora, tóxica, peligrosa e, incluso, letal, mortal de necesidad, individual, familiar, grupal y social-colectivamente, es la contaminación del alimento espiritual, moral, inmaterial, de los medios espirituales, morales, inmateriales, que da lugar a las peores contaminaciones, juegos sucios, dominaciones, sujeciones, inmoralidades, intoxicaciones, envenenamientos, manipulaciones, desinformaciones, contrainformaciones, información corporativa, publicidad, propaganda y marketings de juego sucio, por y para el juego sucio, corrupciones, lavados de cerebro, degradaciones, adicciones, envilecimientos, doctrinarismos, ideologicismos, utopismos, ucronismos, revolucionarismos, supermegahiperyoismos, narcisismos individuales y de grupo - egocracias, grupocracias, egolatrias, grupolatrias, naturolatrias, cocinocracias, cocinolatrías, etc. -, relativismos-todovale para conseguir como sea, contra quien sea y contra la que sea menester y se tercie, incluido el campo  gastronómico que estamos tratando, el campo religioso y el resto de los campos sociales materiales e inmateriales, el fin buscado, el poder, la riqueza, el estatus, la mejor posición, el éxito, la fama, la distinción, el máximo placer, el desprestigio, deslegitimación, desestabilizacion, marginación, aislamiento y liquidación, linchamiento material, moral-inmaterial-espiritual de los principales competidores y críticos, etc.; da lugar a las peores demagogias, populismos, oportunismos, carrerismos, arribismos, pelotillerismos, servilismos, trepismos, cucañerismos, tecnocratismos, culturalismos, indigenismos, racismos, xenofobias, comunitarismos, multiculturalismos, nacionalismos, internacionalismos, materialismos, consumismos, espiritualismos, ecologismos, sexualismos, hedonismos, tajadismos, extremismos, radicalismos, vanguardismos, reaccionarismos, dogmatismos, prepotencias, arrogancias, chulerías, integrismos, fanatismos, fundamentalismos, autoritarismos, absolutismos, dictaduras, totalitarismos, democracias amañadas, de juego sucio ­ dermocracias, es decir, democracias de mierda como se dice en la Rusia putinista, etc. -; da lugar a los peores caciquismos, politocracias, nomenklaturismos, gansterismos, mafias, diversas pequeñas, medias, grandes y muy grandes delincuencias, blanqueos, tráficos ilegales ­ cuando estoy escribiendo este trabajo se ha producido un  grave caso internacional de corrupción, contaminación, descubierto en Europa, en Francia, Suiza, Alemania, Inglaterra, España, etc., que esta vinculado con la alimentación, con los platos elaborados, cocinados y vendidos por diversas empresas multinacionales. Esta contaminación alimentaria consiste en que, de forma ilegal, en platos en los que figura en su etiqueta obligatoria, en su trazabilidad, etc., que solo están hechos de carne de vacuno, a esta carne se le ha añadido ilegalmente carne de caballo y, además, de caballos muy maltratados en Rumania, Canadá, etc. Los productos en los que figura ilegalmente la carne de caballo están siendo retirados del mercado y se están planteando nuevas medidas sobre la trazabilidad, el tratamiento de los animales, el control de la fabricación de los platos cocinados, etc. para garantizar mejor los productos alimentarios que se venden, para luchar contra las diferentes formas de contaminación, corrupción, juego sucio, violencia, etc. en el campo de la alimentación y con el fin de hacer posible, de promover una cocina, una alimentación de juego limpio, por y para el juego limpio, un enriquecimiento alimentario, socioeconómico, medioambiental y humano de juego limpio, por y para el juego limpio, con principios, ético, moral, espiritual, etc. -; da lugar a los peores abusos, chantajes, maltratos, violencias y terrorismos. Sobre la teoría y practica del juego limpio en lo publico, privado-intimo y eclesial, sobre las formas de luchar, material e inmaterialmente, contra el juego sucio en todos los campos sociales, vengo trabajando en los últimos tiempos como se puede ver en mi página web y blog: miguelcancio.com, miguelcancio.blogspot.com. Facilito esta lista tan amplia de las diferentes contaminaciones, dominaciones, sujeciones, corrupciones, juegos sucios, violencias materiales e inmateriales, etc., y más que podrían añadirse, para que cada estudiante, investigador, científico, profesional, etc., cada interesado pueda, si lo considera oportuno, centrarse en un caso de las diferentes formas de contaminación, dominación, sujeción, corrupción, juego sucio, violencia material e inmaterial, etc., incluidas las/los relativas/os a la cocina, la alimentación, la gastronomía, y estudiarlo científicamente, clínicamente, con honradez, humildad y el máximo rigor, con el fin de establecer las mejores hipótesis e intervenciones científicas, los mejores indicadores, marcadores, medidores de este/os problema/s y la forma de resolverlo/s, el mejor diagnóstico y tratamiento del/os mismo/s. ¡Ojo!, ¡Ollo o piollo! el problema de la contaminación, corrupción alimentaria, no solo sucede como en el caso de los platos cocinados que acabamos de señalar, sino que sucede en otros casos como, por ejemplo, en Galicia, otras partes de España y otras naciones, vender marisco u otro producto alimentario, gastronómico como producto gallego, español, etc. cuando no son productos gallegos, españoles, etc.; o como el caso que generó una gran alarma social, pues, una famosa cocinera gallega que había alcanzado para alguno de sus restaurantes una muy importante distinción gastronómica internacional, fue sancionada por poner en peligro la salud pública al formar parte de una red de restaurantes, casas de comidas, etc. que habían comprado productos de mar ­ mariscos, etc.- que, como figura en la información pública y judicial de este caso, ofrecían en sus establecimientos y no habían pasado el obligatorio y necesario control público sanitario. De forma muy lamentable y condenable, esta cocinera fue apoyada por conocidos intelectuales progres, nacionalistas, grandes Chefs-cocineros, etc. con su firma, etc. y tras saberse su caso de corrupción, contaminación alimentaria. Creo que, dentro y fuera de la cocina, en la alimentación material, inmaterial, moral, en lo público, privado-intimo y eclesial hay que practicar, defender y promover el juego limpio y mucho mas, aún, cuando se tiene gran prestigio social, pues, Corruptio óptimi péssima: La corrupción del mejor es la peor). Fausto Galdo murió (05 noviembre 2012) en su casa de La Coruña, donde residió mas de 35 años, a los 68 años, víctima de una larga enfermedad. Fue enterrado, el martes 06 de noviembre 2012, en su villa natal Vivero-Viveiro que tanto quería. El día anterior, fue despedido en la iglesia Divina Pastora de La Coruña por muchos amigos y representantes de la gastronomía, el arte, la cultura, la medicina, etc. de Galicia. Con posterioridad a su fallecimiento, se publico, finales 2012, principios 2013, su gran libro gastronómico Abecedario das Mantenzas, sobre el que volveremos mas adelante. En la publicación Oficial de la Sociedad Española de Reumatología, en el año 2006, escribió Fausto Galdo: Si se nace en Viveiro, en el mar de Lugo, con 64 kilómetros de costa, criadero de mariscos de casco, como centollas, nécoras, langostas o bogavantes, y los mejores percebes del mundo y además se tiene un padre con una fábrica de chocolate, no queda más remedio que ser un bon vivant. En su esquela figura la frase fillo da Irredenta Terra,  con la que solía acabar sus cartas. De Viveiro-Vivero, Fausto Galdo, con su libro Pintura e Pintores de Viveiro, contribuyó a recuperar, entre otros, a la gran artista gallega-asturiana (de niña y adolescente vivió en Avilés-Asturias), española y universal Maruja Mallo (Vivero 1902 ­ Madrid 1995). Entre otros, el filosofo español mas universal, José Ortega y Gasset, organizó una exposición de Maruja Mallo en Madrid, en 1928, en su gran Revista de Occidente (que sigue publicándose y de la que, a su vuelta del exilio a España, a Madrid, tras la guerra civil española, ilustró una de sus portadas) y que fue gran acontecimiento social, artístico y cultural. Federico García Lorca: Maruja Mallo, entre Verbena y Espantajo toda la belleza del mundo cabe dentro del ojo, sus cuadros son los que he visto pintados con más imaginación, emoción y sensualidad. A su villa querida, Fausto Galdo le dedico el libro A memoria de Viveiro que escribió con  Carlos Díaz. Fue también  miembro fundador y coordinador de publicaciones del Seminario de Estudios Terra de Viveiro, y miembro de la Asociación cultural Estabañón de Vivero-Viveiro. Sobre Lugo, junto a Carlos Díaz, Lois Diéguez, Manuel Maria y Paco Martin, escribió el libro A Memoria de Lugo. Fausto Galdo, como prestigioso médico reumatólogo, jefe del servicio de reumatología del Complejo Hospitalario Universitario de La Coruña (CHUAC) y profesor de reumatología de la Facultad de Ciencias de la Salud de la Universidad de La Coruña, presidente de la Sociedad Gallega de Reumatología y Vicepresidente de la Sociedad Española de Reumatología, fue responsable de los siguientes trabajos en el campo de la medicina, de la salud: - Bajo su dirección se formaron diecisiete especialistas en Reumatología por el sistema de Médicos Internos Residentes (MIR) que trabajan en Galicia y se leyeron nueve tesis de doctorado. Publicó más de ciento cincuenta artículos profesionales (treinta y ocho de ellos en revistas extranjeras de máximo impacto) y trece capítulos de libros. Además, participó en más de trescientas comunicaciones a congresos de su especialidad. - Es autor los siguientes libros que tienen que ver con su profesión de médico y reumatólogo: Reumatismo en Galicia; Introducción a la historia de las aguas minerales de Galicia; A Coruña en la historia de la viruela (con Carlos González Guitian); Quinientos años de Reumatología en Galicia; Música de tres compositores reumáticos. Manuel de Falla un reumático desconocido; El sanatorio marítimo de Oza. Fausto Galdo ha sido un gran médico humanista e intelectual, defensor de una de las mejores culturas populares, la gastronómica, la que nos enriquece al hacernos mas humanos, mas personas, mas convivenciales, intensamente vitales al vivirla, al gustarla, al compartirla, inteligentemente y con arte, junto a los demás. Sobre la gastronomía gallega venía publicando con regularidad artículos en diarios (La Voz de Galicia, El Ideal Gallego ­ en este diario de La Coruña estuvo colaborando mas de 12 años -, etc.), revistas, etc. Entre otros libros y publicaciones de gastronomía, es autor, junto a Guillermo Escrigas, del libro Biblioteca Gastronómica de Galicia, editado por la Dirección Xeral de Promoción Cultural da Xunta de Galicia y que incluye una bibliografía gastronómica de Galicia y el facsimil de las Conferencias culinarias de Angel Muro, primera monografía de cocina gallega de 1895. Somos humana y gozosamente lo que sabemos comer, beber, hablar, tertuliar, reír, cantar, bailar, recordar, etc., alegremente y con arte, con verdadera gracia popular, y que no hay que confundir con lo populachero, lo zafio, lo violento, lo prepotente, el mal gusto, la mala educación, el no saber estar, el todo vale en nombre de lo joven, lo popular, la comida y la bebida, la fiesta, la diversión, lo cultural, etc. En este sentido, creo que hay que defender a los viejos clásicos, a los Aristóteles, Sócrates, Epicuro, Seneca, Cicerón, Spinoza, San Agustín, Kant,  etc., que proponían gozar de los buenos deseos frente a los malos, es decir, de aquellos deseos que sirven para enriquecer humana y espiritualmente el cuerpo y el alma, para ser mejores personas, mas felices, gozar de la Paideia, de la Eudaimonia, pero con el aliento vital de la risa, la alegría, la buena ironía, las buenas comidas, los buenos principios, etc. Digámoslo en latín, galego da Veiga y de Viveiro,  en homenaje al gran Fausto Galdo: Comendo, bebendo, canendo e ridendo, cum artis et sapientia, anima populum: Comiendo, bebiendo, cantando y riendo, con arte y sabiduría, se anima el pueblo. Castigat ridendo mores: Hay que saber criticar las costumbres, empero, queridiños meus, con la sonrisa en los labios. Tuve la suerte de conocer mas de cerca al doctor Fausto Galdo cuando me invitó a participar como ponente en un curso universitario de verano que organizó en La Coruña sobre la reumatología pero tratada desde un punto de vista interdisciplinario con filósofos, economistas, sociólogos, antropólogos, escritores, artistas, gastrónomos, etc., además de los médicos especialistas en la materia como era él. Lo pasamos muy bien y aprendimos mucho. Fausto Galdo, académico de la Real Academia Galega, de la Real Academia de Medicina y Cirugía de Galicia y de la Academia Gallega de Gastronomía, Premio Barrié de la Maza, Premio Gastronomía de Galicia Alvaro Cunqueiro en dos ocasiones, Folla de Prata do Albariño, etc.; Fausto Galdo, en su último libro ilustrado de finales 2012-principios 2013, Abecedario das Mantenzas (formato folio, 319 páginas), deja un gran legado, una gran aportación sobre la gastronomía, una de las grandes riquezas de Galicia, la tierra a la que tanto amó. Dice Fausto Galdo en el Limiar de este libro Abecedario das Mantenzas (prologado por Xosé Ramón Barreiro, catedrático de historia de Galicia de la Universidad de Santiago de Compostela y que fue presidente de la Real Academia Galega) que titula O meu sentir y que abre con esta cita de Bernard Shaw: Non hai amor mas sinceiro que o a amor á comida; dice Fausto Galdo en este Limiar de Abecedario das Mantenzas: Este libro trata de ser unha humilde achega a través de historias e lendas, a nosas cousas, contadas de xeito informal, buscándolles a parte máis leda, que xantar sempre foi de agrado. Ordenado como un Abecedario mantén no esencial a estructura e as receitas que fun acumulando ao longo dos anos.(Š). Méndez Riestra, ilustre gastrónomo asturiano, deixou escrito: Cunqueiro (Mondoñedo) non gustava do dato exacto, movíase mal no aburrido imperio do rigor erudito; prefería partir das realidades históricas e dende alí melloralas, cos seus aderezos prodixiosos, ata convertelas nos bocados máis exquisitos, suculentos e deliciosos aos que poida aspirar o afeccionado á literatura gastronómica. Fausto Galdo añade: Eu, que son da Mariña luguesa, salvadas as distancias, comparto moitas cousas con Don Alvaro. Descanse en paz, el amigo, el gran viveirense, el gran coruñés, el gran gallego Fausto Galdo. Fdo. Miguel Cancio, economista y sociólogo, profesor jubilado (12-02-2013) de Sociología, Sociología de la Empresa, Socioeconomía del Desarrollo y los Movimientos Sociales, y Sociología económica de la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales de Santiago de Compostela y de la Facultad de Administración y Dirección de Empresas (ADE) de Lugo de la Universidad de Santiago de Compostela (Galicia-España) /21-02-13/ Pagina web: miguelcancio.com

Lo más visto