También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado

Motivos para ir a la marcha del ‘Sí a la Vida’

Defender la vida no entiende de siglas, ni de partidos, ni de religiones. Es una tarea universal, común, y por ello damos motivos para asistir, se vote a quien se vote y se crea en lo que se crea.

Marcha del Sí a la Vida
 Marcha del Sí a la Vida

Tags

La vida humana, que científicamente está demostrado que comienza en el momento exacto de la fecundación, hay que protegerla, respetarla y cuidarla. Desde su concepción hasta la muerte natural. Eso es lo que se defenderá este domingo 15 de abril en la concentración del ‘Sí a la Vida’, y estos son los motivos por los que ir es más que recomendable:

  • Dar voz a los que no la tienen: hay miles de bebés que podrían no nacer pero tienen derecho a ello, pero no pueden decirlo porque están en vientre materno. Allí se dará voz a tantas y tantas vidas que pueden morir antes de tiempo por una causa no natural tan horrible como el aborto.
     
  • Ambiente festivo: allí no se reprocha en absoluto a quien haya abortado, tenga intención de hacerlo o esté a favor del aborto. Allí se va a festejar el milagro de la vida, el milagro de que nuestra especie continúe su existencia, y de que cada vida es únicacada vida importa. Es una fiesta en la que se reivindica lo maravilloso que es vivir y lo esencial que es defender y respetar el derecho a la vida.
     
  • No es política: independientemente de que se vote a PP, PSOE, Ciudadanos, Podemos o cualquier otro partido, o que no se vote a ninguno, se puede ir. Los políticos que van lo hacen a título totalmente personal. Defender la vida no responde a ninguna sigla en concreto, muchos no votantes van a la concentración porque creen en lo que dice: sí a la vida.
     
  • No es religiosa: no hace falta ser católico, ni siquiera cristiano, para defender la vida. Se crea en un Ser Supremo o no, la vida es cuestión de todos. Un ateo puede defenderla, igual que un agnóstico, y al igual que un ortodoxo y un budista.
     
  • Presión: la marcha es un excelente momento para recordar a los políticos que gobiernan que han incumplido reiteradas veces sus promesas de reformar la ley del aborto, que cada año siguen muriendo miles de niños porque no se ayuda a las madres. Para que cumplan sus promesas y no den largas. Y para animar a los defensores del aborto a que se lo piensen dos veces y se animen a defender la vida.
     
  • Libertad de expresión: porque, sencillamente, existe el derecho a expresarse, a concentrarse, a manifestarse, y ya que tenemos algo tan preciado que en otros países no existe, lo mejor es aprovecharlo. ¿Y qué mejor que hacerlo en un ambiente festivo, sin ningún tipo de incidentes, ni violencia, ni insultos hacia nadie?
     
  • Valentía: porque seguimos viviendo en una sociedad en la que sigue mandando la corrección política, y parece que levantar la voz para denunciar ciertas injusticias implica que te aíslen, te marginen y te critiquen y acosen. Para demostrar que esas personas no tienen poder sobre los demás, que sus insultos no les amedrentan y caen en saco roto. Que sus ataques no hacen sino darles la razón. Y qué mejor forma de hacérselo ver que diciendo ‘Sí a la Vida’ sin necesidad de mencionarles.

Lo más visto