También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
COPE Mallorca

El Mallorca se convierte en un disparate

Serra Ferrer planta al consejo, que debía votar el nuevo modelo de gestión y contacta jugadores sin tener firma para fichar.
Lorenzo Serra Ferrer (futbolbalear.es)
Lorenzo Serra Ferrer (futbolbalear.es)

El Mallorca se ha convertido este lunes en un auténtico disparate de Club, en una escalada hacia ninguna parte que lleva protagonizando el club balear en los últimos meses. El último capítulo ha sido el plantón del presidente en funciones Lorenzo Serra Ferrer al consejo de administración que esta tarde debía aprobar un nuevo modelo de funcionamiento.Tras saber que iba a perder la votación, el director deportivo y presidente en funciones no ha aparecido por la reunión, lo que ha provocado que los consejeros presentes Pedro Terrasa, Utz Claassen y Pep Roig abandonaran la sala de reuniones.No obstante, Serra Ferrer ha atascado el funcionamiento del Club al no someter al consejo la aprobación de los fichajes que pretende traer en este mercado invernal, ya que en este momento el ex entrenador carece de firma para poder fichar, y debe ser el consejo el que apruebe cualquier contratación.Julien De Guzman y Luna.Serra Ferrer ha ido más allá en el disparate al traer a Palma al centrocampista Julien De Guzman, ex deportivista y hermano del ex bermellón Jonathan De Guzman, ahora en el Swansea, que se ha entrenado esta tarde con el equipo, sin tener poderes para firmarle, lo mismo que ocurre con la cesión del sevillista Antonio Luna. El técnico Joaquín Caparrós ha pedido cuatro fichajes, pero es una incógnita si podrá llevarlos a cabo porque dependerá del consejo.