También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
Filtración de Snowden

Un informe de EEUU considera vital la codificación para proteger los datos

Un informe secreto sobre ciberseguridad de EEUU advierte de que la codificación es vital para proteger los datos privados y contrasta con la posición del Gobierno británico de acabar con la mensajería cifrada por parte de las compañías de tecnología, según reveló hoy "The Guardian" en su página digital.
Snowdeen
Snowdeen
  • cope.es
  • cope.es

El documento ha sido facilitado a este periódico por Edward Snowden, el ex analista de la Agencia de Seguridad Nacional (NSA) que reveló en 2013 programas secretos de espionaje masivo de los Gobiernos británico y de EEUU y que está ahora refugiado en Rusia. Según el informe, el cifrado de los mensajes es de vital importancia para proteger los datos de la red de Internet de los ataques en línea de Rusia, China o de las bandas criminales. Debido a que la tecnología de codificación no se aplica lo suficientemente rápido, los ordenadores privados y del Gobierno se quedan vulnerables ante los ataques en línea, añade. Este informe, facilitado al diario "The Guardian" cinco años después de que se escribiera, choca con la promesa que hizo esta semana el primer ministro británico, David Cameron, de bloquear las aplicaciones de mensajería cifradas tras los ataques de París. El documento del Consejo Nacional de Inteligencia de EEUU dejó claro que el cifrado era la "mejor defensa" para los usuarios de ordenadores para proteger los datos privados. Advirtió, además, que "casi todos los adversarios actuales y potenciales -naciones, grupos criminales, terroristas y 'hackers' individuales- tienen la capacidad de explotar, y en algunos casos atacar, el acceso controlado de Estados Unidos". Además, señaló que las organizaciones deben asumir que cualquier red directamente accesible desde internet "ya está potencialmente en peligro por los adversarios extranjeros". "Evaluamos con (un nivel de) alta confianza que las mejores prácticas de seguridad aplicables para las redes impedirían la gran mayoría de las intrusiones", concluyó el documento. Los asesores del Gobierno británico aún recomiendan el cifrado de los mensajes, entre otras herramientas, para mantener una red efectiva y la defensa de la información. Sin embargo, el cifrado de extremo a extremo -lo que significa que sólo dos personas se comunican entre sí, y que la empresa que lleva el mensaje no puede decodificarlo- es problemático para las agencias de inteligencia, señala el diario. Tras el ataque de la semana pasada contra la oficina de Charlie Hebdo en París, el jefe de los servicios secretos británicos MI5, Andrew Parker, pidió nuevos poderes y advirtió de que las nuevas tecnologías hicieron más difícil el seguimiento de los extremistas. El documento ha sido facilitado a este periódico por Edward Snowden, el ex analista de la Agencia de Seguridad Nacional (NSA) que reveló en 2013 programas secretos de espionaje masivo de los Gobiernos británico y de EEUU y que está ahora refugiado en Rusia. Según el informe, el cifrado de los mensajes es de vital importancia para proteger los datos de la red de Internet de los ataques en línea de Rusia, China o de las bandas criminales. Debido a que la tecnología de codificación no se aplica lo suficientemente rápido, los ordenadores privados y del Gobierno se quedan vulnerables ante los ataques en línea, añade. Este informe, facilitado al diario "The Guardian" cinco años después de que se escribiera, choca con la promesa que hizo esta semana el primer ministro británico, David Cameron, de bloquear las aplicaciones de mensajería cifradas tras los ataques de París. El documento del Consejo Nacional de Inteligencia de EEUU dejó claro que el cifrado era la "mejor defensa" para los usuarios de ordenadores para proteger los datos privados. Advirtió, además, que "casi todos los adversarios actuales y potenciales -naciones, grupos criminales, terroristas y 'hackers' individuales- tienen la capacidad de explotar, y en algunos casos atacar, el acceso controlado de Estados Unidos". Además, señaló que las organizaciones deben asumir que cualquier red directamente accesible desde internet "ya está potencialmente en peligro por los adversarios extranjeros". "Evaluamos con (un nivel de) alta confianza que las mejores prácticas de seguridad aplicables para las redes impedirían la gran mayoría de las intrusiones", concluyó el documento. Los asesores del Gobierno británico aún recomiendan el cifrado de los mensajes, entre otras herramientas, para mantener una red efectiva y la defensa de la información. Sin embargo, el cifrado de extremo a extremo -lo que significa que sólo dos personas se comunican entre sí, y que la empresa que lleva el mensaje no puede decodificarlo- es problemático para las agencias de inteligencia, señala el diario. Tras el ataque de la semana pasada contra la oficina de Charlie Hebdo en París, el jefe de los servicios secretos británicos MI5, Andrew Parker, pidió nuevos poderes y advirtió de que las nuevas tecnologías hicieron más difícil el seguimiento de los extremistas.

Lo más visto