También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado

"Mi hijo nunca ha sido un terrorista. Nunca rezó y bebía alcohol"

 
Reuters
BENOIT TESSIER
Reuters
BENOIT TESSIER
 
  • authors:lista con un numero insuficiente de elementos

El hombre abatido este sábado en el aeropuerto de Orly tras haber atacado a una patrulla militar, identificado como Ziyed Ben Belgacem, aseguró que quería "morir por Alá", según ha afirmado el fiscal de París, François Molins. Belgacem gritó "estoy aquí para morir por Alá" en el momento en el que forcejeaba con una soldado para tratar de quitarle su metralleta, agregó el fiscal.

En declaraciones a una radio francesa, el padre del atacante aseguraba que su hijo "nunca había sido un terrorista". "Nunca rezó y bebía alcohol. Y bajo el efecto del alcohol y del cannabis pasó lo que pasó",

Precisamente este hombre fue abatido este sábado tras haber intentado arrebatar el arma reglamentaria a una militar del dispositivo antiterrorista y horas después de haber disparado contra una agente en un control de identidad en el norte de la capital francesa.

En declaraciones a la prensa en el propio aeropuerto, Le Roux confirmó que ese mismo hombre había abierto fuego una hora y media antes contra un control de la policía en Stains, al norte de la capital, donde hirió a una agente, aunque su estado no reviste gravedad.


El hombre, un ciudadano francés de 39 años, estaba fichado por delitos de delincuencia menor y tráfico de drogas, pero según la televisión "BFMTV" tras una estancia en prisión estaba siendo seguido por los servicios de inteligencia por su presunta radicalización.

El aeropuerto cerrado durante horas ha recuperado ya este domingo la normalidad y a lo largo del día se trasladará a todas las personas que ayer no pudieron viajar.


En el momento en el que se comprobaba su identidad, el hombre sacó una pistola de cartuchos y disparó contra una agente, a la que hirió de forma leve, antes de emprender la huida. Según "BFMTV", el agresor también pudo resultar herido.

Su rastro fue seguido desde esa ciudad del norte de París hasta otra del sur, donde robó otro vehículo y amenazó a los clientes de un bar en Vitry, municipio vecino del aeropuerto de Orly.

Según testigos presenciales, el individuo apuntó a la cabeza de la militar mientras sus dos compañeros le apuntaban a él. Según Le Drian, fueron los dos compañeros de la agente agredida los que abatieron al hombre.

Su padre, que había sido detenido, fue liberado el sábado por la noche, mientras que su hermano y su primo siguen arrestados para ser interrogados, informaron a Efe fuentes judiciales.

El presidente francés, François Hollande, agradeció "la valentía y la eficacia" de los agentes de policía y los militares que redujeron al individuo, al que calificó como "particularmente peligroso".

Francia se encuentra en estado de emergencia desde los atentados de París y Saint Denis del 13 de noviembre de 2015.

Lo más visto