También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
ECONOMÍA | Reforma de las pensiones

El Gobierno endurece el acceso a la jubilación anticipada

Se elevan los años para poder acceder a la jubilación anticipada, así como los que habrá que tener cotizados. Será necesario tener 65 años y 35 cotizados para acceder a ella de manera voluntaria.
La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría y la...
La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría y la ministra de Empleo, Fátima Báñez. EFE

De 

La reforma del sistema de pensiones de la Seguridad Social aprobada por el Gobierno pretende “impulsar su sostenibilidad y alargar la vida laboral de los trabajadores con mayor edad”. Así lo ha explicado la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, que ha confiado en que sirva también para promover "el envejecimiento activo". Una reforma que se va a llevar a cabo a través de un Real Decreto Ley que ha aprobado este viernes el Consejo de Ministros.Sáenz de Santamaría ha recordado que el sistema de pensiones español se enfrenta a retos importantes porque cada vez hay un mayor número de pensionistas que cobran durante más tiempo y pensiones más elevadas, por lo que hay que adaptar este modelo a una nueva legislación "para asegurar su viabilidad en el futuro".De esta forma, el Ejecutivo ha aprobado medidas para favorecer la prolongación voluntaria de la vida laboral de los trabajadores y compatibilizar las pensiones con la permanencia en el empleo. También incluye iniciativas para evitar que sean despedidos los trabajadores de mayor edad en las empresas.Por su parte, la ministra de Empleo, Fátima Báñez, ha querido lanzar un "mensaje de tranquilidad" a la ciudadanía y ha dicho que el pago de las pensiones está garantizado y que el sistema tiene unos "cimientos sólidos", aunque es necesario avanzar en su sostenibilidad. El Ministerio de Empleo cifra en 5.000 millones de euros el ahorro que supondrá su reforma de pensiones.Se endurece el acceso a la jubilación anticipadaLa última reforma de las pensiones, de 2011, que entró en vigor el 1 de enero pasado, fijaba que se accedía a la jubilación parcial a los 61 y con 30 años de cotización, pero decidió aplazar su aplicación para reducir el coste que supone para la Seguridad Social hasta el 1 de abril próximo con la idea de afrontar los desafíos demográficos.Ahora el Gobierno lo que ha hecho es fijar que la edad para jubilarse anticipadamente será dos años inferior a la legal que exista y que en 2027 debe situarse, de forma progresiva, en 67 años. Por lo tanto, la jubilación anticipada voluntaria será a partir de los 65 años, edad que se aumentará de forma progresiva desde los 63 actuales, y con 35 años cotizados. En el caso de la jubilación anticipada forzosa, la edad necesaria subirá desde los 61 a los 63 y los años trabajados suben de 31 a 33. En cuanto a la jubilación parcial, se accederá también con 33 años cotizados, siempre que se lleve mas de 6 años en la empresa y la edad de acceso se elevará a 65.Lo que finalmente no ha cambiado es lo de introducir coeficientes reductores que penalicen la jubilación parcial.Se podrá compaginar salario y pensión con límites para funcionariosEl Gobierno ha aprobado que cualquier trabajador pueda compatibilizar la pensión de jubilación con el trabajo por cuenta propia o ajena, si bien los funcionarios públicos sólo podrán seguir trabajando en el sector privado.Así lo recoge el real decreto ley aprobado, según el cual el trabajo será compatible con la pensión "ordinaria o demorada", es decir, no con la anticipada ni bonificada por trabajos penosos o tóxicos.Para acceder a esta modalidad, el trabajador debe haber cumplido la edad ordinaria de jubilación y se restringe a quienes tengan derecho a la pensión completa. Abre, así un nuevo incentivo a la continuidad en el trabajo, según Empleo.El decreto establece una cuantía del 50 % de la pensión que corresponda al trabajador y de las sucesivas revalorizaciones que se vayan produciendo y cuando acabe el contrato o cuando el trabajador decida jubilarse de modo definitivo percibirá el 100 % de la pensión y en su caso el complemento a mínimos al que tuviera derecho.Empresa y trabajador pensionista cotizarán sólo por incapacidad temporal y contingencias profesionales, no dará lugar por tanto a prestaciones adicionales al no haber cotizaciones específicas.Se incorpora una "cuota de solidaridad" del 8 % que no computa para las prestaciones de la que el 6 % va a cargo de la empresa y el 2 % del trabajador.

Lo más visto