También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado

El gobierno central y vasco logran un acuerdo sobre el Cupo

Este acuerdo permite que el Estado devuelva 1.400 millones al Gobierno vasco tras diez años de encontronazos, y además da luz verde a los Presupuestos

  • authors:lista con un numero insuficiente de elementos

El Gobierno central pagará al vasco 1.400 millones tras resolver las "discrepancias" en el cálculo del Cupo desde 2007 y Euskadi pagará este año al Estado 1.300, aunque una vez descontados los 344 correspondientes a políticas activas de empleo, abonará 956, cantidad que servirá de referencia en los próximos cinco años.

El consejero vasco de Hacienda y Economía, Pedro Azpiazu, ha comparecido ante los periodistas en Vitoria para detallar el acuerdo alcanzado entre ambos gobiernos, con el que se pone fin a diez años de encontronazos entre las dos administraciones y "supone entrar en un periodo de estabilidad financiera y certidumbre en las relaciones financieras con el Estado".

El acuerdo sobre el Cupo vasco se firmó anoche en Madrid pero no se ha anunciado hasta este miércoles, el mismo día en que comienza el debate en el Congreso de las enmiendas a la totalidad a los presupuestos del Estado para 2017, pendientes para su aprobación de un posible pacto entre el Gobierno del PP y el PNV.

El método para calcular el Cupo, el dinero que el País Vasco paga al Estado por las competencias no transferidas, como Defensa, Asuntos Exteriores e infraestructuras como puertos y aeropuertos, se establece en leyes quinquenales.

La última fue aprobada en 2007 y hasta ahora no se había renovado por discrepancias en la metodología para calcular la cifra a abonar, por lo que los atrasos en su actualización se han acumulado durante una década.

El Ejecutivo autonómico defendía que desde 2011 había pagado 1.600 millones de más y que el Cupo debería rondar los 850 millones anuales, mientras que el proyecto de presupuestos del Estado para este ejercicio elevaba la cifra hasta los 1.202 millones.

Finalmente, tras el acuerdo alcanzado anoche entre los dos gobiernos, el Estado reintegrará a Euskadi 1.400 millones por atrasos y el dinero que el País Vasco aportará este año a las arcas comunes serán 956 millones.

En opinión del consejero, que se ha confesado "enormemente satisfecho", esto no supone una "cesión" por parte del Gobierno de Iñigo Urkullu, sino que las cifras pactadas ahora surgen de "una lectura conjunta" y de "hacer los cálculos como la ley manda".

En cuando a la devolución de los 1.400 millones por parte del Estado, esta se hará efectiva de forma creciente a lo largo de los próximos cinco añosun 10 % en 2017 y un 15 %, 20 %, 25 % y 30 % respectivamente en ejercicios posteriores. De esta manera, este año se restarán 140 millones del Cupo de 956 millones, con lo que finalmente Euskadi pagará 816.

Azpiazu ha explicado además que ese "Cupo provisional" de 956 millones será "la primera piedra" de la Ley Quinquenal 2017-2021, que deberá acordarse en Comisión Mixta del Concierto Económico y aprobarse después en las Cortes Generales; y servirá de referencia para los próximos cinco años.