También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
TOROS | Arévalo (Ávila)

Un Finito para disfrutar

Finito de Córdoba cuajó una gran tarde de toros este sábado en Arévalo. Cortó tres orejas y un rabo e indultó un toro de Domingo Hernández. Junto a él también salió a hombros Enrique Ponce, que cortó una oreja a cada toro de su lote.
Enrique Ponce y Finito de Córdoba en su salida a...
Enrique Ponce y Finito de Córdoba en su salida a hombros este sábado en Arévalo. S.N.

Cuando un torero como Finito de Córdoba sale dispuesto a disfrutar se nota. Y disfruta él y hace disfrutar a la gente en un plaza de toros. Y eso ocurrió este sábado en Arévalo. Juan Serrano dictó una lección de toreo con el capote y después cuajó dos faenas de alta nota, indulto a parte. Porque la gran actuación de Finito fue la de su primer toro. Cinco verónicas y una media. Para guardar y enseñar a los que empiezan en esto. Finito se gustó, sonrió y aprovechó la nobleza del torete de Garcigrande paa cuajar una faena rotunda de principio a fin. Templado, empacado, roto por momentos, más relajado en el último tramo de faena. Y las trincherillas del final, puro deleite para la vista. La estocada cayó algo trasera. Se pidió el doble trofeo con justicia. El palco quiso ponerse digno cuando no tocaba.Y luego el gozo completo llegó con el sexto, un toro más cuajado que pasó sin pena ni gloria por el caballo y que rompió a embestir en el tercio de muleta. Finito volvió a gustarse tanto en las verónicas de recibo como en varias medias para cerrar su quite tras el tercio de varas. Finito vio la bondad del toro de Domingo Hernández y comenzó a torear por bajo, doblándose con el toro antes de irse a los medios. Allí el de Córdoba toreó con ligazón y temple, siempre llevando muy lejos al toro. De mitad de faena hasta el final, Finito verticalizó la figura y firmó bellísimos pasajes con la mano izquierda y sobre todos los remates. Pura orfebrería. Allí pasaba el tiempo y el toro seguía embistiendo aunque hizo amagos de buscar tablas. Pese a todo, la insistencia del torero y la petición del público hicieron que se desatase la euforia y el errático palco asomase el pañuelo naranja. Finito no quiso pasear los máximos trofeos. Él había toreado y punto.Junto a Finito salió a hombros Enrique Ponce. Cabeza y pulso durante toda su tarde. Paseó una oreja de su primer toro al que cuajó con suavidad a la verónica. El valenciano planteó una faena que siempre se desarrolló por el pitón derecho. Fue poco a poco metiendo al toro de Garcigrande hasta dejar con notables tandas al final de la faena. Temple, gusto y armonía fueron la premisa de ese final de Ponce. La estocada, eficaz.Más trabajada fue la faena de Ponce al cómodo quinto. El animal apuntó buenas maneras al comienzo de la lidia pero quedo lastrado por una fuerte voltereta al comienzo de faena. Ponce tiró de técnica para asentar al toro y apretarlo más al final de la faena por el pitón derecho. Mató de una habilidosa estocada para pasear la oreja que le permitió salir a hombros.Fermín Bohórquez no tuvo su tarde en Arévalo y dio la impresión de rejoneador en claro declive de forma y fondo. Lidió un buen toro de su ganadería en primer lugar, con buen ritmo, fijeza y repetición en sus embestidas. El jerezano firmó una faena ligera y de escaso compromisos en los embroques con dos buenos pares a dos manos. Hasta dos rejones dejo Bohórquez antes de que se dilatase de la muerte del toro.Tampoco mejoró mucho el panorama en el cuarto. El de Luis Terrón buscó tablas y Fermín tampoco estuvo habilidoso y lúcido a la hora de clavar. FICHA DEL FESTEJO Arévalo (Ávila), sábado 5 de julio de 2014. 1ª de Feria. Dos tercios de plaza. Dos toros para rejones de Fermín Bohórquez (1º), noble, y Luis Terrón (4º), rajado. Para la lidia a pie tres toros de Garcigrande (2º, 3º y 5º) y uno de Domingo Hernández (6º), desiguales de presentación y de juego manejable en conjunto. Destacó el buen 3º y el 6º, "Golpeado", nº 75, noble y repetidor que fue indultado. Fermín Bohórquez, silencio y silencio. Enrique Ponce, oreja y oreja. Finito de Córdoba, oreja y dos orejas y rabo simbólicos.

Lo más visto