También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
Contratiempo para el McLaren de Alonso

La FIA deja más tiempo para evolucionar los motores, menos al de Honda

Ferrari y Renault han encontrado un agujero en el reglamento por el que los tres constructores (estos dos, más Mercedes) que estrenaron motor híbrido en 2014 evolucionarán un 48% de sus piezas en 2015. Al Honda que llevará Alonso no le dejan por tratarse de un nuevo constructor.
Fernando Alonso, con su nuevo McLaren
Fernando Alonso, con su nuevo McLaren

Normas elásticas. Principios que comienzan siendo inamovibles, pero acaban mutando al albur de las interpretaciones o la política. Esa es la constante batalla que mantienen los equipos y la FIA. Una falta de rigidez en las reglas que aturde al espectador. Y que ha permitido a Ferrari y Renault llevar el ascua a su sardina y poder evolucionar sus motores, que en principio iban a estar congelados desde la primera carrera, durante la temporada 2015. También podrá hacerlo Mercedes. Pero no el Honda que llevará el McLaren de Alonso. Por ser 'el nuevo'. Mercedes se negó siempre a la descongelación total que propugnaba Marco Matiacci. Sin embargo, su director técnico, James Allison encontró en el reglamento un agujero, una laguna ('loophole' en inglés), a la que agarrarse. En las normas no estaba especificado por escrito que debían cerrar el desarrollo de los propulsores para el inicio en marzo en Australia. Era sólo un acuerdo sobreentendido. Y la Federación lo ha aceptado. Las mecánicas no se descongelarán del todo, se mantiene el cambio del 48 % de las piezas como máximo. Pero podrán desarrollarlas a lo largo de todo el Mundial. Respecto a Honda se olvidan del pie de la letra porque tampoco existe una fecha estipulada para su homologación en 2015. Sin embargo, el jefe técnico de la FIA, Charlie Whiting, ha especificado por carta a los equipos que “en el caso de Honda deberán homologar el motor que usarán durante todo 2015 el 28 de febrero. Es lo más justo si tenemos en cuenta que el resto de constructores lo homologaron el 28 de febrero de 2014. Y utilizaremos ese argumento para cualquier nuevo constructor”. Es decir, todo un revés sobre el papel para la multinacional nipona, que deberá acertar a la primera con su mecánica. Después quedará congelada hasta 2016 y sólo podrán hacer cambios durante la temporada por razón de fiabilidad, seguridad o ahorro de costes. Como les pasó a sus rivales la pasada campaña. Para 2016 se permitirán sólo un 38% de cambios en las piezas del motor. Y queda por saber si a Honda se le aplicará esa norma o la de este 2015. Si siguen con un año de retraso en la ley que les rige sobre el resto, para la temporada próxima podrían cambiar un 10 % más de piezas que los demás. Salvo que vuelvan a cambiarlo...

Lo más visto