También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
TOROS | Declaraciones de los protagonistas

Fandiño: "Soy la persona más feliz del mundo"

"Estoy en una nube, soy la persona más feliz del mundo", así de pleno se sentía Iván Fandiño minutos antes de ser aupado a hombros para salir por la Puerta Grande de Las Ventas, la primera de su carrera, en el quinto festejo de la Feria de San Isidro.
Iván Fandiño entrando a matar sin muleta a su segundo...
Iván Fandiño entrando a matar sin muleta a su segundo toro. LAS-VENTAS.COM

"Aunque parezca un tópico, en estos momentos no me cambio por nadie. Llevo tanto tiempo soñando con este día que ya era hora de que llegara. Al final tanta lucha diaria y tanto trabajo han tenido su recompensa", señaló Fandiño a Efe en el callejón de Las Ventas.Pero la cabeza de Fandiño funciona de una forma distinta a la de los demás, ya que, en lugar de disfrutar del momento de forma plena y dejarse llevar por la gloria alcanzada, reconoció que, "aunque parezca mentira, en lo único que pienso ahora mismo es en el próximo viernes", fecha en la que trenzará su segundo paseíllo en la feria."Soy consciente de que me quedan dos tardes más y debo ir paso a paso, con mucha cautela y sin bajar los brazos, pues creo que, si aprovecho ambos compromisos como espero aprovecharlos, puedo hacer historia en Madrid", concluyó el torero de Orduña (Vizcaya).En la otra orilla de la función, Manuel Jesús "El Cid", quien achacó al poco de juego de los toros su paso discreto por Las Ventas."La corrida no ha servido por el genio y los ariscos que eran los toros. El único, si acaso, de mi lote ha sido el primero, que ha tenido un buen pitón izquierdo, pero sin ser tampoco nada del otro mundo. No queda otra ahora que esperar al miércoles que viene", declaró El Cid.Ángel Teruel, que hizo su segundo y último paseíllo en la feria, marchaba de la plaza con claro gesto de contrariedad por no haber podido aprovechar su paso por San Isidro como a él le hubiera gustado."La verdad que ahora mismo estoy bastante fastidiado, pues las dos tardes de San Isidro eran mis únicas balas que tenía en la recámara para arreglar una temporada en la que, a día de hoy, no tengo nada más a la vista. Habrá que seguir entrenando, luchando, siempre con la afición intacta y esperar otra oportunidad", señaló Teruel.

Lo más visto