También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado

La familia como centro de la política

Con ocasión del Día Internacional de la Familia, el Instituto de Política Familiar ha publicado un extenso informe que ofrece un retrato desolador de la familia en España, con hogares envejecidos, solitarios, sin niños, y cada vez más matrimonios rotos. Esta situación tiene profundas raíces culturales pero se ha visto acentuada por diversas políticas de ingeniería social: desde la redefinición del matrimonio hasta la ley del aborto concebido como un derecho, pasando por el divorcio-expres, todo ha contribuido a desproteger cuando no ha demoler la institución familiar. La frivolidad y la ideología convergen en este caso. El Gobierno de Mariano Rajoy ha prometido una política integral de protección a la familia que, de momento, ha quedado supeditada a la superación de la crisis económica. El Foro de la Familia pedía ayer al Gobierno que hiciera suyas las consideraciones de las Naciones Unidas, que en otro informe publicado el pasado año, sostenía el derecho de la familia a ser protegida por la sociedad y el Estado por ser fundamental para el desarrollo social. En la situación española ese objetivo exige desde un tratamiento fiscal justo para la familia hasta el acceso a una vivienda digna, además de promover el derecho de los padres a educar a sus hijos en libertad y el apoyo público y generoso de la maternidad. Por responsabilidad y sentido de futuro, la familia debe convertirse en uno de los ejes de la acción política de cualquier Gobierno.