También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
Cervo | El BNG también debería preocuparse de los gastos de la Diputación

La edil de turismo considera que Estúa no valora el potencial turístico del municipio

Begoña Alonso ha recomendado al asesor del BNG en la  Diputación que “aprenda a valorar el potencial turístico de Cervo” tras criticar la asistencia de representantes municipales a FITUR. “Cuestionar la presencia de Cervo en Fitur es como decir que el municipio no tiene nada que ofrecer turísticamente” explica Alonso.

A edil pregúntase se Xosé Antón Estúa “se considera con la suficiente calidad moral como para criticar la asistencia a Fitur mientras él cobra de las arcas públicas por asesorar al BNG en la Diputación y dar consejos tan sabios como que no se amplíe el Museo del Mar o que se multe al Concello con 20.000 euros”. Alonso matiza que “el gasto de acudir a Fitur no representa ni la quinta parte de lo que él cobra al mes como asesor y, mientras estar en Fitur es una inversión para Cervo, su puesto de asesor solo nos ha traído pérdidas”. A responsable de Turismo e Medio Ambiente explica ademais que a viaxe a Madrdi tiña un dobre obxectivo: “Conseguir visitantes para Cervo y A Mariña en Fitur y, al mismo tiempo, asistir a una reunión con responsables del Ministerio de Medio Ambiente para solicitar la reubicación de la carpintería de ribeira de San Ciprián”. Un trámite que a edil valora como “muy importante para la localidad ya que se trata de  garantizar la continuidad de un oficio tradicional que forma parte de la historia y la cultura de San Ciprián”. Ao mesmo tempo, Alonso asegura que Estúa “debería asesorarse mejor sobre los gastos de la administración a la que él mismo asesora”. A edil refírese en concreto ás dúas páxinas web diferentes que ten activas a Deputación, unha para a presidencia e as vicepresidencias do PSOE, e outra para as vicepresidencias do BNG, “un doble gasto totalmente innecesario e inútil ya que estamos hablando de una única administración, la Diputación”. Alonso manifesta que “mantener dos páginas web diferentes es un despilfarro sin sentido que supone pagar por dos servidores, por el mantenimiento de las dos páginas y los salarios del doble de personal para actualizarla”.