También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
En ABC

La banca alerta de los riesgos de la actual guerra de precios en el crédito

El Banco de España plantea penalizar a las entidades que den crédito precios que no cubran el riesgo.
Dinero.
Dinero.

El objetivo de la banca española es crecer en volumen de crédito concedido para compensar la caída de los ingresos por los bajos tipos de interés. Teniendo en cuenta que el mercado es menor porque familias y empresas siguen desendeudándose y han reducido su demanda de financiación, esa guerra es aún más agresiva. Y la manera más sencilla de competir es en precio, aprovechando además la política monetaria de dinero gratis del Banco Central Europeo (BE).

Algunas entidades del país han tirado los precios de sus créditos hipotecarios, personales y, sobre todo, a pymes. Hasta tal punto que se ha convertido ya en una preocupación tanto para los supervisores como para el resto de bancos, según informan fuentes del sector.

Algunos bancos han insinuado en público que hay otros concediendo préstamos a pérdida. El Banco de España, que este martes en su Memoria de Supervisión de 2015 instaba al sector evitar «que la búsqueda de rentabilidad lleve a la asunción de riesgos excesivos», ha tomado nota. En su propuesta de reforma de la circular contable que prepara, el organismo dirigido por Luis María Linde penalizará a aquellos grupos bancarios que concedan préstamos demasiados baratos obligándoles a anotarse parte de esa operación como un coste en sus cuentas.


La gran preocupación, es sobre todo el precio de los créditos de menos de un millón de euros a empresas, es decir, aquellos destinados básicamente a pymes. El tipo medio ponderado de este tipo de operaciones se situó el pasado marzo en el 2,99%, 10 puntos básicos menos que en febrero, mes en que ya había retrocedido otros 16 puntos, según las estadísticas del Banco de España.

No es casual que sea en este segmento en el que se concentre la mayor competencia en precios, ya que en mayor o menor medida todos los bancos están tratando de ganar cuota de mercado en pymes, un negocio más rentable, y han anunciado planes al respecto.


Aunque algunas entidades financieras son reacias a entrar en esa guerra de precios, al final, y aunque lo hagan en menor medida, tampoco pueden evitar abaratar sus créditos para no quedarse descolgados del mercado. Más aún cuando los bajos tipos de interés provocados por la actual política monetaria del BCE lo propician.

En la medida en que las medidas del organismo presidido por Mario Draghi para tratar de reactivar el crédito y la actividad económica presionan a la baja los tipos y por tanto los márgenes de intermediación de los bancos, los niveles de rentabilidad y capital de estos pueden verse afectados.

Sigue leyendo en abc.es

Lo más visto