También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado

Así prepara EEUU su día de Acción de Gracias

COPE se cuela hasta la cocina de la Embajada americana en España y comprueba cómo prepara una de las fechas más importantes para millones de familias.
Foto Laura Otón
Foto Laura Otón

El día de acción de gracias es la celebración más importante para los americanos, millones de familias en todo el mundo lo celebran, son miles los que lo celebran en España.  En la residencia del embajador americano en España llevan varios días recibiendo con el objetivo de dar las gracias. En una de estas cenas especiales COPE se ha “colado” hasta la cocina. La residencia del embajador americano James Costos es un pequeño palacete en el paseo de la Castellana decorado con mucho gusto por la pareja del embajador Michael S. Smith, un reputado interiorista encargado de decorar la Casa Blanca. La música ambiente y los perros saludan cariñosamente al que llega a la casa del representante en España del hombre más poderoso del mundo, el presidente de los Estados Unidos.  Pero lejos de formalismos y diplomacias James Costos es un hombre cercano y afable que ha decidido esta semana compartir su Día de Acción de gracias de la manera más cercana posible. De hecho varias cenas mantienen esta residencia en un continuo hervidero social. “Thanksgiving day” es un día, nos cuenta, para estar cerca de los que quieres para agradecerles todo. En su despacho, entre cómodos sillones que combinan el cuero con el dorado y el terciopelo, obras de arte moderno como la acuarela de Walton Ford, un impresionantes mueble bar y decenas de detalles personales, James Costos, nos explica que “es el día más importante de celebración para los americanos, en cada familia se vive de forma diferente, pero siempre en torno a la mesa. Aunque decimos cena, comienza muy pronto. Sobre la una del mediodía,  empieza a llegar toda la familia para comer, una comida que se alarga en el día, y se termina charlando, viendo la tele o fútbol”. James Costos recuerda sus días de acción de gracias en Massachusset “recuerdo la mesa con mis padres, mis hermanas, mis tíos, incluso algunas veces venía algún compañero de mi padre que no tenía con quien compartir la velada. Es una celebración en familia pero también es un momento de acogida, es un día en el que das gracias pero es una festividad de amor en la que tú compartes. Las comidas transcurrían hablando de nuestras cosas, viendo televisión o fútbol y después seguíamos comiendo…” La historia del día de Acción de Gracias data del siglo XVII cuando los primeros colonos ingleses llegaron a Plymounth Rock donde se reunieron con los indígenas wampanoag para celebrar la primera cosecha exitosa. En esos tres días de celebración colonos e indígenas compartieron sus costumbres y alimentos. Los indígenas les enseñaron qué cultivar para sobrevivir y aquello fue lo que les salvó la vida. El Día de acción de gracias en Estados Unidos no entiende de religión, ni de ideologías, de hecho se comparte de manea aconfesional. Hoy en día varía mucho lo que compartieron en la mesa colonos e indígenas, pero la esencia es la misma, se mantiene y se potencia: agradecimiento por las bendiciones. Para mantener ese espíritu el embajador ha invitado estos días a cenar a emprendedores y estudiantes para que devuelvan lo aprendido por estos empresarios a los chavales como futuros líderes. Emprendedores algunos de ellos con  vínculos  con Estados Unidos donde realizan parte de su actividad empresaria, y estudiantes de varios institutos bilingües de Madrid que quieren aprender y compartir la experiencia de conocer al embajador.  Christopher Quade, Agregado Cultural de la embajada, explica que “celebrar el día de acción de gracias y promover el emprendimiento entre los jóvenes es el objetivo de esta cena. El embajador quería este encuentro  como una alternativa para que España pudiera salir de la crisis, poniéndoles en contacto esperamos que intercambien experiencias y compartan ideas como una manera de conseguir sus sueños y para que los estudiantes vean en el emprendimiento  una alternativa más de futuro.”   Mientras, en la cocina el artífice de la cena es el chef Byron Hogan. El olor impregna todo la zona de servicio del edificio, es por los cuatro pavos en el horno de considerable tamaño a los que se vigila constantemente termómetro en mano con la ayuda de cuatro personas mas. “Tardamos dos días en preparar el pavo relleno porque previamente lo metemos en salmuera durante un día, lo rellenamos y al horno, quince minutos por cada medio kilo,  normalmente se sirve con una salsa de su propio jugo con arándanos rojos, y puré de patata. Yo soy de Michigan y allí es muy típico acompañarlo también con judías verdes.”  Pero no sólo pavo, una crema de batata como entrante y un pastel de calabaza servirán para lo más importante unir a personas que tienen muchas cosas que compartir. El día de Acción de gracias este año lo celebran en esta residencia del paseo de la Castellana de Madrid con una cena de unas setenta personas. Este jueves acuden a la embajada representantes del mundo de la cultura, la educación, del gobierno, de la Casa Real que compartirán mesa con algún amigo de la familia o empresarios, como dice James Costos para “celebrar el estado de las buenas relaciones entre Estados Unidos y España, yo creo que es una muy buena ocasión para mezclar a personas que estarán mucho más pegados, porque el espacio es el que hay-se ríe- para conversar y compartir,  porque  estamos  trabajando juntos  y hay que dar las gracias por esta relación bilateral". Desde la embajada alaban el trabajo  que realiza Costos en España por acercar un poco más a la sociedad americana  a un país que adora. Por eso aquí los agradecimientos y el compartir rezuma por los cuatro costados.Así prepara EEUU su día de Acción de Gracias