También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
The American Mountain Men

600 hombres viven como "El renacido" en las montañas de EEUU

"Levantarte y tomar un baño en el río. No se puede comparar con nada", cuantan algunos de éstos intrépidos capaces de convertir una piel en abrigo o de aguantar largas travesías a caballo.
Montañas. Archivo
Montañas. Archivo

Alrededor de 600 hombres viven la vida de "El renacido" (The Revenant), la película de Alejandro González Iñárritu protagonizada por Leonardo Di Caprio, en las montañas de EEUU, donde pasan temporadas con la única compañía de una naturaleza que les provee de víveres y abrigo.

Son los miembros de pleno derecho de la asociación The American Mountain Men (AMM), creada en 1968 y dedicada al estudio y la preservación del estilo de vida de los pioneros o "frontierman" que sobrevivían en las montañas del país en el siglo XIX y a menudo en las circunstancias más adversas.

Aunque son miles los "amigos" de la asociación que reciben puntualmente la revista "The Tomahawk & Long Rifle", solo varios centenares cumplen con los requisitos necesarios para ser miembros de pleno derecho.

Los aspirantes tardan unos dos años de media en superar una veintena de pruebas que incluyen técnicas de caza y pesca, habilidades para encender fuego en cualquier circunstancia, así como el manejo de las armas propias de la época, explicó a Efe el jefe de registro de la asociación, Daniel Cripps.

También deben ser capaces de convertir la piel de animal en abrigo y conocer las especies que les rodean, además de aguantar en largas travesías a caballo o navegando en canoa, relató.

Paradójicamente, la prueba que más se "resiste" a los candidatos es menos física de lo que uno podría esperar. Cripps cuenta que el estudio escrito sobre la vida de los pioneros que deben realizar a modo de trabajo de "fin de curso" es la peor pesadilla de los rudos hombres que quieren formar parte de esta hermandad.

Para Cripps, en la línea de lo que cuenta el capitán del consejo nacional de la AMM, Jim Hannon, lo mejor de vivir en comunión con la naturaleza al estilo de hace dos siglos es "sentirse parte del medio".

"Levantarte y tomar un baño en el río. Comer lo que se recoge o se pesca y sentirse en unión con la naturaleza. No se puede comparar con nada", cuenta a Efe Hannon, de 35 años y vinculado a la hermandad desde los 18.

El capitán explicó que con el código de la asociación en la mano, las mujeres no pueden ser miembros, aunque muchas participan en actividades puntuales y algunas esposas de miembros han formado el grupo Fair Trade.

En el código de la American Mountain Men se prevén objetivos como "tomar de la naturaleza solo lo necesario", "ser independiente y solo pedir ayuda a otros como último resorte", "cuando llegue a un lugar advertir si hay otras presencias y anunciar la mía" o "en una situación de lucha por la supervivencia, estar dispuesto a dividir la comida y agua con otros".

Uno de los cinco hombres que fundaron la American Mountain Men, Walt Hayward, lamenta en la breve historia en la web de la organización que los hombres de las montañas son "pioneros olvidados de la historia de América".

Uno de esos tramperos o "frontierman" fue Hugh Glass, al que ha dado vida en el cine Di Caprio en "El renacido".

Lo más visto