Sin micrófonos | Lucha a muerte por la jefatura de Policía de Madrid: hombre- mujer

Tags

El ascenso del último jefe superior de Policía de MadridGermán Castiñeira, al Olimpo de la Junta de Gobierno del Cuerpo como nuevo Comisario General de Información, ha dejado vacante de manera prematura la que se considera “principal Jefatura de la Institución”. A mediados de la próxima semana termina el plazo para la presentación de candidaturas y será nuevamente la cúpula del Ministerio del Interior (el Secretario de Estado de Seguridad previo informe al ministro) quien designe al elegido. Muy importante, sin duda, es la opinión del comisario José Antonio de la Rosa, jefe central de Seguridad Ciudadana y Coordinación y considerado en Interior, además de amigo de Juan Ignacio Zoidoprimus inter pares entre los cuatro comisarios que sustituyen al antiguo Director Adjunto Operativo (DAO).

Hay cinco comisarios principales, a decir de las fuentes de la Corporación consultadas por COPE, con posibilidades de hacerse con el sillón de Federico Rubio i Gali (sede de la Jefatura). Entre ellos algún jefe superior con mando en plaza e incluso alguna comisaria principal que, de ser designada, se convertiría, sin duda, en un golpe de innovación en una plaza denostada por unos pocos y envidiada por la mayoría.

Elegir para Madrid al máximo responsable de una jefatura regional, supondría, según altos mandos que siguen estos días con algo más que pasión, nervios y expectación el proceso, “desvestir un santo para vestir otro”. No se descarta. Sobre todo tras ver que uno de los señalados como bien situado, a decir de estas fuentes, es el actual jefe superior en Andalucía Oriental, José Manuel Marti. Un hombre riguroso, respetado y profesional, según algún amigo y también algún desconocido. No le ayuda que acaba de aterrizar en Granada procedente de una comisaría de perfil bajo, Castellón.

El “te elijo-no te elijo” que deshoja estos días Interior cuenta además con una novedad: entre los pétalos de la margarita hay alguna mujer. Destaca María Luisa Benbenuti al frente de la Jefatura Central de Logística. Muchos reman estos días en las procelosas aguas de la propia Jefatura madrileña, donde fue secretaria general, para que el barco de su candidatura no zozobre y llegue a buen puerto. Dicen en su entorno que cuenta con el apoyo de la delegada del Gobierno en Madrid, Concepción Dancausa (lo cual no se sabe si es bueno o malo). “Una persona muy preparada y con carácter que pretende innovar”, dice un amigo de la aspirante. “Solo un dato en contra -apunta irónicamente un comisario reubicado recientemente-: lo bien que lo está haciendo en su actual responsabilidad”.

“La lucha es a muerte” según un veterano mando con muchas horas de pasillo y despachos: se trata de colocar a alguien con el impulso del comisario de la Rosa o del comisario Ortiz (jefe de Información, Investigación y Ciberdelincuencia). Benbenuti, andaluza, cuenta con la simpatía del primero. También en las quinielas Cirilo Durán. Este comisario tira de barroquismo murciano, su actual destino, y reitera a su entorno que no se presenta. En Madrid se destaca su perfil institucional. Habrá que esperar. Hasta el rabo todo es toro.

Dentro o fuera de quiniela: Francisco López Canedo, que llegó recientemente a Málaga procedente de Valladolid, o Alfonso Sánchez. Daría cualquier cosa por cruzar el Estrecho si se trata de saltar de Ceuta al cielo de Madrid.