C's y Podemos, juntos por primera vez en algo: la reforma electoral

Este jueves delegaciones de ambos partidos se han reunido para reclamar un sistema electoral más proporcional y para el que piden apoyo del PSOE

Juan Carlos Girauta

Ha sido una primera toma de contacto, pero tanto Podemos como Ciudadanos salen satisfechos de la reunión entre sus respectivos portavoces. Irene Montero y Juan Carlos Girauta han destacado la buena sintonía y la coincidencia en el objetivo principal de la reforma: buscar un modelo electoral más proporcional en el reparto de escaños. Según el diputado naranja, “una vez identificado que los objetivos son los mismos, vamos a ver si los instrumentos para alcanzarlos convencen. Y la música de esos instrumentos es buena”.

Conscientes las dos partes de que no pueden imponer su “modelo ideal” han decidido mantener lo que Montero ha definido como “una conversación muy pragmática”. Un “ejercicio de realismo” en palabras de Girauta, sobre los cambios que a día de hoy serían posibles sin necesidad de reformar la Constitución lo que le ha llevado a decir que no hay motivo para “buscar líneas rojas”. La representante de Podemos ha ido más allá y se ha mostrado abierta a que alguna de las medidas que proponen sea “cambiada, modificada, completada, repensada” para conseguir el objetivo de la proporcionalidad.

Podemos y Ciudadanos comparten también la necesidad de acabar con el voto rogado, la obligatoriedad de los debates entre candidatos o el ahorro económico a través de un único envío de papeletas. No han entrado, sin embargo, a analizar en detalle dos propuestas polémicas: el voto a partir de los 16 años que pide Podemos y la propuesta de Ciudadanos para prohibir a los prófugos de la justicia ir en una lista electoral. De momento han abierto una vía de contacto permanente, “fluido” para estudiar los aspectos técnicos de sus propuestas de máximos y confían en poder aprobar una reforma este mismo año, previo paso por la subcomisión que trabaja en el Congreso desde hace meses.

Para sacar adelante la reforma, sin embargo, necesitan que se sume al menos el PSOE con quien Ciudadanos se reunirá la próxima semana. Los socialistas acudirán a la cita, aunque hoy Adriana Lastra ha explicado que ellos son partidarios de una “reforma integral” que se ocupe de otros temas y que no sea “una subasta de escaños”, “sacando la calculadora para obtener un beneficio electoral”. El PSOE admite que ellos también quieren “una mayor proporcionalidad. Lo llevamos en nuestro programa”, pero recuerda que “cuando hablamos de las reglas del juego, de arquitectura institucional y jurídica, no se puede hacer entre dos o tres partidos”. Debe hacerse en la subcomisión y, fuentes del PSOE explican que es imprescindible el acuerdo también con el PP.

En este sentido, Montero duda de la voluntad de los populares para dialogar y se muestra dispuesta a seguir adelante sin ellos “porque existe la posibilidad de lograr una mayoría parlamentaria”. Girauta, por su parte, ha asegurado que la reforma “se hará si el PSOE está de acuerdo, pero ojalá esté el PP”. Fuentes populares, informa María Dabán, aseguran que ellos harán su propuesta en la subcomisión y recuerdan que su programa electoral apuesta por garantizar que gobierne la lista más votada.