Ferrer, Ramos y Carreño, las caras, y Feliciano, la cruz, en la segunda ronda de Cincinnati

  • Tenis | Masters 1000
REUTERS

El español David Ferrer logró el pase a los octavos de final del Masters 1.000 de Cincinnati al vencer este miércoles, por 6-4 y 6-7 (5) y 6-1, al serbio Janko Tipsarevic.

El partido, que duró dos horas y 25 minutos, estuvo siempre en control del jugador español, que pudo haberlo concluido en la segunda manga cuando tuvo un parcial a su favor de 5-2, pero permitió a Tipsarevic remontar al forzar el desempate que ganó.

Pero todo volvió a la normalidad en el tercero con un Ferrer que impuso sus mejores golpes desde el fondo de la pista, mejoró un poco su saque para asegurarlo, y eso fue todo lo que necesitó ante un rival que también falló con su servicio.

Ferrer acabó con ocho dobles faltas por seis saques directos mientras que Tipsarevic logró 7 y 7 e impedir 12 veces la rotura de su saque de las 20 oportunidades que tuvo el tenista de Jávea.

La primera manga había estado igualada hasta el 4-4, pero en el noveno juego Ferrer hizo el "break" del partido y fue suficiente para ganarla.

Luego llegaría la exhibición de Ferrer en el segundo hasta el parcial del 5-2 tras haber conseguido dos roturas del saque, pero el veterano tenista español perdió la concentración que le costaría un trabajo extra antes de asegurarse la victoria, la sexta que logra ante Tipsarevic en los siete enfrentamientos que han tenido como profesionales.



El búlgaro Grigor Dimitrov, séptimo cabeza de serie, venció este miércoles por 7-6 (5) y 6-4 al español Feliciano López, número 34 del mundo, en la segunda ronda del torneo de tenis Masters 1.000 de Cincinnati.

El partido, que duró una hora y 31 minuto, se decidió a favor del Dimitrov gracias a los dos roturas claves que logró en el desempate de la primera manga y en el tercer juego de la segunda para el parcial de 2-1.

Esa fue la diferencia que le dio la victoria al búlgaro tras no perder su saque ninguna vez y conseguir 11 servicios directos con un par de dobles faltas por 8-2, respectivamente, de López, que salvó cinco de las oportunidades que le había dado a Dimitrov para romperle el servicio.

Dimitrov, que se puso con ventaja de 3-2 en los enfrentamientos contra López como profesionales, tendrá de rival en los octavos de final al ganador del partido que hoy disputan el argentino Juan Martín del Potro y el estadounidense Mitchell Krueger.

Feliciano López se convirtió en el tercer jugador español que quedó eliminado en el torneo después de haberlo hecho en la primera ronda Fernando Verdasco y Roberto Bautista, duodécimo cabeza de serie.



El español Pablo Carreño, undécimo cabeza de serie, logró el pase a los octavos de final del torneo Masters 1.000 de Cincinnati al imponerse por 6-3 y 7-6 (2) al alemán Mischa Zverev.

La victoria de Carreño, decimoséptimo del mundo, fue la segunda de la jornada que consiguió el tenis masculino español después que el veterano David Ferrer, que será su próximo rival, también ganara al serbio Janko Tipsarevic.

El duelo entre Carreño Ferrer, número 31 del mundo, será el tercero después de haberse repartido triunfo y derrota, en los dos anteriores.

El último fue en el pasado torneo de Estoril que ganó Carreño por 6-3 y 6-3 en pista de tierra batida.

Frente a ZverevCarreño volvió a jugar un tenis consistente desde el fondo de la pista, con un excelente resto y seguridad en el saque, que no perdió en todo el partido.

Eso le permitió que el 'break' que logró en el tercer juego de la primera manga fuese suficiente para tener la ventaja que le permitió ganarla.

El segundo set fue mucho más igualada con pérdida del saque por ambas partes para luego llegar al desempate, donde venció el español, más acertado en los puntos decisivos.

El partido, que duró una hora y 33 minutos, dejó a Carreño con 4 saques directos y un par de dobles faltas, por las 8 y las 6, respectivamente, que tuvo Zverev, que perdió por segunda vez frente al tenista español en los tres enfrentamientos que han tenido como profesionales.



El tenis español volvió a tener otra jornada positiva, la tercera del Masters 1.000 de Cincinnati, con el triunfo de Albert Ramos, por 5-7, 6-4 y 6-4, ante el luxemburgués Gilles Muller, decimosexto cabeza de serie.

A pesar de que Ramos, número 24 del mundo, perdió la primera manga al ceder su saque en el duodécimo juego, en el segundo y tercero aseguró su servicio y fue siempre superior a Muller en los golpes desde el fondo de la pista y las subidas que hizo a la red.

El partido duró dos horas y 19 minutos y dejó a Ramos con siete saques directos y una doble falta, comparados a los 19 y 10, respectivamente, de Muller, que al final no pudo con el mejor resto del jugador español.

Ramos, que se enfrentaba por primera vez a Muller, tendrá de rival en los octavos al ganador del partido que esta noche van a disputar su compatriota Rafael Nadal, cabeza de serie número uno, ante el francés Richard Gasquet.