Todo sube en 2018

2018 arrancará con subidas de todo tipo en facturas y tarifas. Por un lado, aumentará el precio del gas natural, de los peajes y del franqueo de cartas y postales. Por otro, se revalorizarán las pensiones y sube el Salario Mínimo Interprofesional (SMI).

En cuanto al gas natural, a partir del 1 de enero las tarifas de último recurso (TUR) aumentarán un 6,2% de media con respecto al último trimestre de 2017, un repunte condicionado por el repunte del precio del gas en los mercados internacionales.

Los peajes también se incrementarán un 1,9% a partir del próximo lunes. Es el primer incremento en tres años, y coincide con el rescate de las nueve autopistas quebradas, previsto también para este mes de enero.

 Por su parte, el franqueo de la carta nacional ordinaria con un peso de hasta 20 gramos, el producto más utilizado, costará 5 céntimos de euro más a partir del 1 de enero, pasando a tener una tarifa de 0,55 euros. El franqueo de las cartas y tarjetas postales internacionales (ordinarias y normalizadas hasta 20 gramos) pasará a costar 1,35 euros (1,25 euros en 2017) cuando el destino sea Europa, incluida Groenlandia, y 1,45 euros (1,35 euros en 2017) para el resto de países.

No todo va a ser pagar más. En 2018 también va a subir el Salario Mínimo Interprofesional. Lo hará aumentando un 4%, después un 5 % en 2019 y otro 10 % en 2020 para alcanzar así los 850 euros, según el acuerdo Gobierno, sindicatos y patronales (CEOE y Cepyme). Además, también se revalorizan las pensiones un 0,25% por quinto año consecutivo, una medida que en sus dos primeros años de aplicación supuso ganancias de poder adquisitivo para los pensionistas por la baja inflación, pero que tanto en 2016 como en 2017 les ha restado capacidad de compra